Público
Público

Cascos acusa a la cúpula del PP asturiano de dañar a Rajoy

Manda una carta a cargos nacionales del partido para alertar de que la crisis interna de la formación regional puede pasar factura en las elecciones generales

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Francisco Álvarez-Cascos ha movido ficha. Hace diez días, el ex ministro de Fomento envió a sus compañeros de partido, a nivel nacional, un email algunos recibieron una carta, para denunciar la actuación de la dirección del PP de Asturias a la hora de elegir a su candidato para el Principado en 2011. En ella alertaba de que la crisis interna de la formación regional podría terminar pasándole factura a Mariano Rajoy en su carrera hacia la Moncloa.

En la misiva, el ex hombre fuerte de José María Aznar comienza lamentando que, desde el pasado mes de julio, los órganos de los conservadores asturianos 'ni se convocan, ni se reúnen, ni adoptan decisiones'. Y destaca que todo se mueve en torno a 'un grupo reducido de cargos que se citan en almuerzos privados, a título personal, para dar apariencia de formalidad a unos comunicados que redactan Gabino de Lorenzo, alcalde de Oviedo, y sus asesores'.

'Nada he buscado en el PP desde 2004 y nada he pedido', dice el ex ministro

Para el ex secretario general, estos 'se han apropiado de la representación del PP de Asturias' y utilizan el diario La Nueva España, que él rebautiza como 'La Nueva Esparta', como 'su mejor arma política' para alcanzar sus intereses.

No es la primera vez que Cascos carga contra el regidor. De Lorenzo se ha convertido en su máximo rival por proponer a Isabel Pérez-Espinosa, una de sus concejales, como futura cabeza de lista y símbolo de regeneración.

Un ex miembro de Falange convoca una concentración de apoyo a Cascos

Cascos cree que este círculo de personas, 'por acción u omisión, no respetan los Estatutos y defraudan el estilo democrático de la militancia'.

Pero a su juicio, lo más grave es que 'sus consecuencias trascienden de los resultados electorales autonómicos en Asturias, para afectar a los resultados nacionales, como ya ocurrió en 2008, con pérdida de 14 puntos, y dos escaños al Congreso de espacio político con relación a las generales de 2000'. Con ello, Cascos acusa a sus rivales de estar causando un daño considerable al partido y avisa a la sede nacional de que ellos serán los últimos perjudicados.

El texto lo han recibido cargos de la junta y del comité ejecutivo nacional, diputados y senadores. Algunos lo han tachado de spam. Sobre todo porque el paso dado por Cascos se produce después de que la dirección nacional del PP pidiera prudencia y ordenase a todas las partes enfrentadas enterrar el hacha de guerra. Para estos, con este correo masivo, Cascos se ha saltado las indicaciones.

Algunos 'casquistas' amenazan con votar a otros partidos en 2011

Para otros, aquellos que le consideran como la mejor opción para ganar en Asturias, Cascos ha dejado claro su interés por su tierra y ha demostrado, 'como siempre ha hecho', que no se deja ' pisotear por nadie'.

Junto a estas palabras, el ex ministro también adjunta el informe que le entregó a Ana Mato cuando se reunió con ella el pasado 21 de junio. Este encuentro se produjo, según él, por 'iniciativa' de la vicesecretaria de organización.

Para terminar, Cascos se queja de 'las descalificaciones y faltas de consideración' que recibe en público y a diario 'de estas personas cobijadas en las siglas del partido'. Y considera que 'violan las normas de convivencia y hasta de educación que se suponen a cualquier ciudadano, y, mucho más, a cualquier com-pañero de partido'.

'Nada he buscado en el PP desde 2004 y nada he pedido', afirma. Al tiempo que exige 'un mínimo respeto', ya que ha ofrecido 'su disponibilidad para trabajar'. Cascos deja en manos de sus correligionarios la última palabra. 'El resto corresponde a los órganos de dirección del PP de los que formas parte. Un abrazo', dice al despedirse de sus destinatarios.

Ayer, por la mañana, también se conocía la noticia de que dos partidarios de Cascos habían solicitado por carta a la Delegación de Gobierno en Asturias permiso para celebrar una concentración ante el Ayuntamiento de Oviedo para el próximo domingo día 7 de noviembre a las cinco de la tarde. No habría sido la primera. Hace aproximadamente un mes se dieron cita en el mismo sitio una docena de personas pidiendo la vuelta de Cascos. Acudieron en respuesta a una convocatoria en Facebook.

En esta ocasión se perseguía algo más ambicioso. Los seguidores del ex ministro, que se reúnen bajo la Plataforma Pedimos la palabra, lo intentaron primero recabando firmas y después pidiendo un congreso extraordinario que la dirección nacional ha rechazado en varias ocasiones. La manifestación trataba de ser un nuevo revulsivo, pero al final no se realizará. Francisco Menéndez Fernández y José Carlos Vázquez Pérez quienes suscribían la petición la terminaron por desconvocar.

Vázquez comentó a este diario que se había 'manipulado todo interesadamente' porque se había vinculado su trabajo ambos pertenecen al Sindicato de Celadores del Principado (Sicepa) con el llamamiento. 'No tiene nada que ver. Lo hacíamos a título personal porque pensamos sinceramente que la mejor opción es Cascos', señalaba ayer Vázquez.

Además, se mostró desolado de que se hubiera rescatado su procedencia de Falange Auténtica para perjudicar a Cascos. Vázquez fue en las listas de esta formación de ultraderecha en las elecciones generales y en la europeas de 2004. Lleva afiliado al PP de Mieres desde 2008.

Vázquez reconoció que, ante el revuelo que se ha generado, la gente de la plataforma 'se ha asustado y se ha echado para atrás'. Pero afirmó que no ha recibido presiones del PP nacional y comentó que estas le llegan de su propia formación y que, aunque su compañero está pensando abandonar el partido, él se resistía a hacerlo.

La dirección PP asturiano está cada vez más molesta por los movimientos que están realizando los casquistas. Y les parece inaudito que ahora amenacen con pedir el voto para UPyD o para el partido Ideas (el que creó Juan Morales, quien se postuló para presidir el partido en el congreso regional de 2008 y perdió) si Cascos no es el candidato.

Un sondeo encargado por De Lorenzo da la victoria por mayoría absoluta al PP 'como siglas', independientemente del candidato. Según la encuesta, Isabel Pérez-Espinosa es más conocida que el candidato del PSOE, Javier Fernández, y roza a este en las valo-raciones.