Publicado: 03.02.2014 11:30 |Actualizado: 03.02.2014 11:30

CiU, ICV y ERC registran en el Congreso su propuesta de consulta soberanista

Las dos propuestas, con idéntico texto y un sólo artículo, reclaman que el referendo se celebre antes de que finalice el año 2014, y en una fecha que no coincida con otros periodos electorales ni con días de "

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Los tres partidos catalanes con representación en el Congreso que apoyan la consulta independentista en Catalunya -CiU, ICV y ERC- han registrado hoy en el Congreso sendas proposiciones de ley pidiendo que se delegue en la Generalitat la competencia para convocar la consulta soberanista.

Las dos propuestas, con idéntico texto y un sólo artículo, reclaman que el referendo se celebre antes de que finalice el año 2014, y en una fecha que no coincida con otros periodos electorales ni con días de "alto contenido simbólico-político".

En la exposición de motivos, se subraya que es voluntad de las tres fuerzas políticas que la iniciativa pueda debatirse en el Congreso "con la mayor celeridad posible" y destaca que se pretende impulsar una "vía constitucional y legítima" para poder realizar una consulta "que pide la gran mayoría de los ciudadanos" de Catalunya.

"El procedimiento para realizar el referéndum y sus garantías son los determinados por la legislación de los procesos refrendarios y electorales y, si procede, por el decreto del Gobierno de la Generalitat que convoque el referéndum", añade.

El portavoz de CiU en el Congreso, Josep Antoni Duran, ha instado este lunes a la Mesa del Congreso a priorizar el debate de la iniciativa aprobada en el Parlamento catalán para transferir a la Generalitat la competencia para convocar referéndums a través del artículo 150.2 de la Constitución. "Su peso institucional es muy superior a la (iniciativa) registrada por los grupos", ha sostenido en rueda de prensa, tras mostrarse dispuesto a ceder el turno de su grupo para que este debate entre lo antes posible en el orden del día.

La primera proposición los portavoces CiU, ICV y ERC, mientras que el segundo texto -con idéntico contenido- está firmado por 22 diputados de las tres fuerzas políticas.

Esta doble fórmula busca apurar todos los instrumentos parlamentarios para conseguir que la proposición de ley sobre la consulta independentista se debata cuanto antes en el Congreso.

Busca apurar todos los instrumentos para conseguir que la consulta se debata cuanto antes en el Congreso

Se trata de contrarrestar el retraso que sufrirá en su tramitación el texto enviado a la Cámara baja por el Parlament y que ya fue admitido el pasado 21 de enero por la Mesa del Congreso. El texto, si se mantienen los plazos previstos, no llegaría al pleno hasta el mes de junio o septiembre.

No obstante, fuentes parlamentarias no descartan que puedan retirarse algunas de las proposiciones de ley de los parlamentos autonómicos que hay pendientes de su paso por el pleno, lo que podría adelantar el debate de la consulta soberanista a la próxima primavera.

De hecho, el portavoz del PP en el Congreso, Alfonso Alonso, ya ha emplazado al Parlamento de Catalunya a que retire una de esas propuestas que tiene en el Congreso, si es que tiene interés en que no se dilate más el proceso.

Sobre la posibilidad de diálogo entre los gobiernos catalán y central por la consulta, Duran augura que "no habrá ningún tipo de movimiento hasta que pasen las elecciones europeas", pese a destacar que la voluntad de la Generalitat es acordar las condiciones de un referéndum consultivo, cuyos resultados no serían vinculantes para ninguna de las partes. "No se quiere dialogar ni aprobar estas iniciativas porque no hay voluntad política. No es una cuestión de legalidad", ha zanjado.

Si no hay sorpresas, votarán en contra los 185 diputados del PP, los 110 del PSOE -a expensas de lo que puedan hacer los diputados del PSC- y los cinco de UPyD, a los que habría que sumar los diputados no nacionalistas del Grupo Mixto.