Público
Público

Detenido por simular su secuestro para recuperar el dinero de un timo

Pretendía obtener de su hermano 3.000 euros que le exigían los estafadores

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Policía ha detenido en Alzira (Valencia) y Madrid a dos hombres por el caso de una supuesta simulación de delito, al fingir uno de ellos haber sido secuestrado para exigir a su hermano un rescate de 3.000 euros con el que recuperar parte de un dinero que le habían estafado.

Según han informado fuentes de la Jefatura Superior de Policía, las investigaciones se iniciaron cuando los policías tuvieron conocimiento de que una persona había denunciado en Alzira el secuestro de su hermano por el que exigían 3.000 euros por su liberación.

Supuestamente fueron objeto del timo de la multiplicación de billetes

Durante las investigaciones, los agentes averiguaron que, unos días antes, los dos hermanos se habían desplazado desde Alzira a Valencia para encontrarse con dos personas que vendían un BMW.

Una vez realizado el contacto, los cuatro subieron al coche para probarlo, dando una vuelta por la ciudad, momento en que los vendedores les ofrecieron llevarlos hasta Alzira.

Durante el trayecto y para que les saliera mas económica la compra, les propusieron multiplicar los billetes de 50 euros mediante el falso procedimiento de impregnación de líquidos en contacto con papeles recortados.

Los dos hermanos aceptaron llevar a cabo el procedimiento, por lo que reunieron 7.500 euros y comenzaron con el proceso de reproducción de los billetes, para lo cual deberían dejar pasar unas horas mientras 'fermentaban' las cartulinas negras.

Durante las primeras horas de la tarde, sospechando que habían sido engañados, destaparon el paquete y comprobaron que solo había unas cartulinas de color negro y que los billetes de 50 euros habían desaparecido.

Los agentes también han detenido a uno de los supuestos estafadoresEse mismo día, uno de los hermanos abandonó el domicilio familiar y no regresó a dormir. Al día siguiente, el otro recibió una llamada desde el teléfono de los presuntos estafadores, comunicándole que si quería volver a ver a su hermano debería reunir 3.000 euros, momento en que denunció los hechos en la Comisaría.

Durante la investigación, los agentes averiguaron que la víctima se había puesto en contacto con los vendedores y éstos le habían pedido 3.000 euros para arreglar los billetes que habían quedado negros. Al temer que su hermano no accediera a poner más dinero, el hombre concertó con los estafadores simular su secuestro, realizando uno de ellos la llamada telefónica en la que exigía dinero por su rescate.

Ante tales hechos, el hombre fue arrestado en Alzira como supuesto autor de un delito de simulación de delito, según han indicado fuentes policiales.

En las inmediaciones de la estación de Atocha de Madrid, los agentes detuvieron después a uno de los supuestos estafadores, un hombre de 38 años, de origen camerunés, al que también se le considera supuesto autor de la simulación del secuestro. Siguen las investigaciones para detener al tercer implicado.