Público
Público

El fuego arrasa cerca de 45.000 hectáreas en Valencia

Los incendios, los más importantes en España desde 1991, siguen descontrolados y han obligado a desalojar al menos a 1.600 personas. Detenido un hombre de 57 años como presunto autor del foco de Andilla

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Los incendios forestales que han arrasado ya decenas de miles de hectáreas en el País Valencià siguen sin poder controlarse, aunque después de tres días el viento de poniente ha dado paso al de levante, lo que se prevé que facilite las labores de control y extinción. El conseller de Gobernación, Serafín Castellano, ha explicado que el viento que llega del mar ha bajado las temperaturas, que en los pasados días habían alcanzado hasta 38 grados en las zonas afectadas por los incendios originados en Cortes de Pallás y en Andilla. Además, una gran nube de humo y ceniza cubre una gran parte de la provincia según han informado fuentes de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). Se calcula que más de 45.000 hectáreas podrían haber ardido en los dos focos, lo que hace de esta catástrofe el mayor incendio en dos décadas. La Generalitat Valenciana ha rehusado dar cifras.

Mientras, sigue la investigación policial. La Guardia Civil detuvo esta tarde a un hombre de 57 años como presunto autor del incendio de Andilla y mañana pasará a disposición del juzgado de Lliria acusado de un delito de incendio por imprudencia. Fuentes de la Delegación del Gobierno indicaron a Efe que la investigación apunta a que el fuego comenzó el viernes cuando el acusado realizaba una quema de rastrojos en su finca.

Aunque el de Cortes de Pallás se inició antes –el pasado jueves por la tarde a causa de una negligencia– la noche del sábado el fuego de Andilla avanzó notablemente y a pesar del esfuerzo que se está haciendo por controlarlo, las circunstancias lo están impidiendo. El incendio de Andilla es 'el más difícil' de los dos focos activos, según la UME, que está 'reforzando' su labor allí para impedir que el fuego entre en el parque natural de la Serra Calderona, porque si lo hace será muy complicada la extinción, al tratarse de un 'terreno muy abrupto'. Además, según el Consorcio de Bomberos de Castellón, los cambios en la intensidad y dirección del viento en la zona han sido constantes durante todo el día, lo que ha obligado a reconducir continuamente los trabajos de extinción, y la lluvia caída en algunos puntos durante la mañana no ha incidido en la evolución del incendio.

Una prioridad es que el fuego no se adentre en la Sierra de la Calderona

En el incendio de Andilla la estrategia de extinción se centra en tres puntos: crear una zona de protección para que el fuego no se adentre en la Calderona, frenar el fuego con medios aéreos y terrestres en la localidad de Higueruelas y evitar que las llamas se dirijan hacia las poblaciones de Llíria y Casinos. En el de Cortes de Pallás los esfuerzos se centrarán en frenar el avance del fuego para defender los núcleos urbanos de las poblaciones de Yátova, Alborache y Macastre, así como la zona del Pantano de Forata para evitar que el fuego lo salte y alcance el término de Millares, según Castellano.

El conseller ha resaltado que pese a la gran cantidad de personas y medios movilizados no ha habido ningún incidente grave, tan sólo varios leves. A su juicio, la ausencia de heridos ha sido fruto de la labor de los 20 medios aéreos y las 625 personas que han trabajado hoy en el incendio de Andilla y de los 22 medios aéreos y los 1.200 terrestres que lo han hecho en el de Cortes de Pallás. Además, se ha evacuado a más de 1.600 personas por el incendio de Andilla y se han desalojado los pueblos de Cortes de Pallás Macastre, Montroi, Turís, Llombai, Real, Carlet, Catadau, Dos Aguas, Alcudia y L'Alcúdia de Crespíns. En las últimas horas también se ha procedido a evacuar a un centenar de personas residentes en Yátova a causa del intenso humo y de forma preventiva.

Los alcaldes de la zona afectada califican de 'drama' los fuegos

El conseller de Gobernación ha asegurado en este sentido que seguirán 'pecando en exceso en cuanto a las evacuaciones preventivas' con el objetivo de proteger 'las vidas de las personas'.

Los alcaldes de los municipios de Cortes de Pallás, Catadau, Llombai y Andilla han calificado de 'drama' los incendios, pero han resaltado que los desalojos en los núcleos de población dentro de la superficie afectada han permitido que no se produjese ninguna pérdida humana. 'Nos tenemos que felicitar por ello', ha asegurado Enrique Sáez, alcalde de Cortes de Pallás, donde un centenar de personas de tres aldeas han abandonado sus domicilios. Hasta el momento hay trece carreteras cortadas por prevención y por el humo en Macastre, Cortes, Teresa, Casinos, Villar del Arzobispo, Altura, Sacañet, Higueruelas, Oset y Olocau.

El rey ha telefoneado hoy al president de la Generalitat Valenciana, Alberto Fabra, para interesarse por la evolución de los incendios, así como por los trabajos emprendidos para su extinción, según han informado a Efe fuentes de la Casa del Rey. El Ejecutivo central ha respondido prácticamente con mutismo. El ministro de Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, estuvo todo el día desaparecido y al final decidió cambiar su agenda y viajar, mañana lunes a primera hora, a la zona siniestrada con el titular de Defensa, Pedro Morenés. Y Mariano Rajoy, que esta noche está con el ministro José Ignacio Wert y con los príncipes en el palco del Estadio Olímpico de Kiev (Ucrania) donde España disputará la final de la Europa, ha mantenido hoy una conversación telefónica con Fabra y le ha transmitido 'todo el apoyo del Gobierno' para luchar contra los incendios desatados en el País Valencià. El presidente le ha expresado su 'solidaridad' con los evacuados. El presidente de la Xunta de Galicia, el conservador Alberto Núñez Feijóo, mantuvo una conversación con su homólogo valenciano y le confirmó que mañana lunes se enviarán medios desde su comunidad para colaborar en las tareas de extinción de los incendios.

El portavoz de Medio Ambiente de Compromís en las Cortes Valencianas, Juan Ponce, cifró en cinco millones de euros y 700 puestos de trabajo menos el recorte en el Presupuesto valenciano destinado a la prevención y de extinción de incendios.

Según Ponce, 'los recortes de la Generalitat se confirman si se contrastan los datos de 2011 con los de 2012'. 'Esta falta de medios humanos pone en grave peligro los bosques valencianos', añadió hace unas semanas, días antes de los incendios que están afectando gravemente a la provincia.

Compromís considera que 'también hay menos medios aéreos, con la desaparición de tres aviones, y para paliar los recortes, el consejero ha recurrido a la policía autonómica'.