Público
Público

Gómez se apoya en el lehendakari para pedir "más fortaleza" a Zapatero

Trinidad Jiménez pone en duda la "lealtad" del secretario general de los socialistas madrileños

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El secretario general del Partido Socialista de Madrid (PSM), Tomás Gómez, lanzó ayer una sutil crítica al Gobierno. Pero no lo hizo directamente, sino que se apoyó en un compañero. En concreto, se sumó a la petición del lehendakari, Patxi López, quien el jueves pidió al Gobierno que demuestre 'más fortaleza'.

En los últimos días, algunos barones socialistas como el presidente de Castilla-La Mancha y el propio Tomás Gómez, han defendido una mayor presencia de López en los contactos que preparan la discusión parlamentaria de los presupuestos. 'Seguramente están preocupados por una situación en la que el partido y el Ejecutivo pueden demostrar más fortaleza, porque la tienen', argumentó el lehendakari justificando su actitud.

Sobre este terreno abonado, el líder del PSM calificó ayer de 'oportunas' las palabras de Patxi López y trató de escenificar un frente común con ellehendakari en nuevo paso en su pugna por encabezar el cartel socialista en Madrid, cuando la búsqueda de apoyos se revela clave. En una entrevista concedida a Radio Euskadi, Gómez convirtió las veladas críticas del líder de los socialistas vascos en una loa a la independencia como valorañadido en política.

'Patxi López es una persona leal a sus ideas y la lealtad significa decir lo que se piensa. Yo siempre he escuchado al lehendakari, como un hombre valiente que es, decir lo que piensa y ser leal con su conciencia y con sus principios', ensalzó Gómez, buscandomirarse en el espejo político del lehendakari.

Las palabras de Gómez no sentaron bien a su rival en las primas del PSM. La ministra de Sanidad, Trinidad Jiménez, cuestionó el fondo de las palabras del lehendakari secundadas por el líder del PSM. 'Cuando se pone en cuestión la fortaleza del Gobierno, hay una equivocación rotunda y de plano, porque el presidente ha demostrado una gran fortaleza y convicción a la hora de tomar determinadasdecisiones', atajó.

Jiménez quiso 'destacar y defender la enorme fortaleza de Zapatero en situaciones muy duras', aludiendo a las medidas puestas en marcha para salir al paso de la crisis. 'Esas decisiones pueden ser impopulares, e incluso pueden restarle votos, pero ha demostrado la fortaleza de pensar en el bienestar y el beneficio del país', concluyó ladirigente socialista.

Jiménez presentará formalmente su candidatura el 1 de septiembre en dos actos públicos que esperan congregar un buen número de militantes y altos cargos del PSM .

Trinidad Jiménez defendió precisamente ayer a uno de sus apoyos más relevantes, el ministro Alfredo Pérez Rubalcaba, cuyas palabras irritaron al equipo que arropa a Gómez, que reclama equidistancia a la dirección del PSOE. 'Llama la atención que Gómez y sus partidarios reclamen neutralidad cuando sale alguien a apoyarme; nosotros no la hemos pedido cuando alguien le respalda a él', replicó la ministra.

Jiménez aprovechó para pedir que los dos precandidatos a la presidencia de Madrid dispongan de los mismos recursos en su campaña. La titular de Sanidad lamentó que Gómez haga uso exclusivo de determinados medios del PSM. La precandidata puso como ejemplo el autobús que el líder de los socialistas madrileños emplea en la campaña 'Tres años de desgobierno de Aguirre', que se ha solapado con las primarias. 'Los demás tenemos que llegar a cada acto por nuestros propios medios', indicó.

'¿Se pretende que el PSM deje de hacer oposición hasta octubre? ¿Se le ocurriría a alguien que Jiménez dejara de ocuparse de la salud de los españoles este tiempo?', replicó el portavoz de la dirección socialista madrileña, Eduardo Sotillos. En su opinión, la 'obligación principal' de Gómez 'es hacer las mejores propuestas para los madrileños. Y en eso vamos a seguir aunque eso a alguien le pese o le moleste. El autobús no es una parte de una campaña de primarias, sino de la campaña contrael Gobierno de Esperanza Aguirre'.