Público
Público

IU pide la retirada del plácet al embajador pinochetista

Romero Pizarro afirma sentirse respaldado por el Gobierno de Chile

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Izquierda Unida y asociaciones pro derechos humanos pidieron hoy a la ministra de Exteriores, Trinidad Jiménez, que retire el plácet al embajador de Chile en España, Sergio Romero Pizarro, por su 'trayectoria inaceptable en cualquier Estado democrático'.

Romero Pizarro es un pinochetista declarado que llegó a ocupar el cargo de subsecretario (equivalente a un viceministro) de Agricultura durante el régimen dictatorial que gobernó el país suramericano entre 1973 y 1990.

El secretario de Derechos Humanos y Solidaridad Internacional de IU, Francisco Pérez, calificó a Romero Pizarro de 'golpista' y 'fascista', y afirmó que su cargo diplomático 'empaña el nombre de la embajada chilena'.

El dirigente de IU apuntó, asimismo, que este hecho pone de manifiesto que, en política exterior, 'los derechos humanos están supedidatos a los intereses económicos' del Gobierno español. El profesor de la Universidad Complutense, Marcos Roitman, insistió en esta idea y acusó al Ejecutivo español de haber otorgado el plácet al embajador para 'asegurarse el patrocinio de las inversiones españolas en Chile', a pesar de que su nombramiento supone un 'insulto a la gente que luchó por la democracia' en el país suramericano.

Por su parte, el embajador declaró hoy a Público a través de un comunicado tener 'la más plena tranquilidad' para continuar con el desarrollode sus 'tareas diplomáticas', al tiempo que agradeció el 'total respaldo de la Cancillería chilena'.

Para llamar la atención sobre el 'pasado pinochetista' de Romero Pizarro, IU y otros colectivos pro derechos humanos desarrollarán una 'campaña' para lograr su destitución. A las preguntas que, sobre el tema, registró la semana pasada el portavoz de la formación en el Congreso, Gaspar Llamazares, se sumarán la elaboración de un manifiesto y varias concentraciones de protesta.

El pasado mes de abril, la llegada a la Embajada de Chile en Argentina del pinochetista Miguel Otero generó un gran revuelo. Algunas publicaciones lo acusaron de participar en el operativo civil del golpe. Dos meses después de su nombramiento, el embajador concedió una entrevista al diario argentino Clarín en la que afirmó que 'la mayor parte de Chile no sintió la dictadura. Al contrario, se sintió aliviada'.

Sus declaraciones complicaron su situación y dos días después presentó su dimisión. La Comisión de Relaciones Exteriores de la Cámara de Diputados argentina ya había acordado solicitar que el presidente Sebastián Piñera pidiera su renuncia.