Público
Público

Más de 40 días de ayuno y 13 kilos menos para lograr la excarcelación

El preso más antiguo de España, que inició una huelga de hambre el pasado 24 de abril, se ratifica en su decisión y califica de "insultante" su condena

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Miguel Montes Neiro, el preso más antiguo de España que cumple condena por delitos de tentativa de robo, tenencia ilícita de armas, desataco y fugas desde 1976, lleva más de un mes en huelga de hambre en la prisión de Huelva. 

Montes alegó 'motivos judiciales' al centro penitenciario al comenzar el ayuno el pasado 24 de abril.

Esta medida de presión, que hoy ha ratificado defendiendo que es 'suya y nada más', es la respuesta del recluso a una condena que ha calificado en un comunicado como 'bastante insultante'.

En estos días de ayuno, Montes, que se encuentra en la enfermería de la cárcel, ha perdido 13 kilogramos y su estado de salud es 'normal dentro de las circunstancias', han indicado fuentes de Instituciones Penitenciarias a Público. 

Montes cumple tres condenas por robo con violencia, allanamiento de morada, detención ilegal y tenencia ilícita de armas

'Cada día pasa por la báscula y periódicamente se le realizan analíticas de sangre y orina', han explicado las mismas fuentes. 

El recluso ha querido agradecer en una carta los apoyos recibidos por familiares, amigos y políticos, a la vez que ha aprovechado para afirmar que el pasado 2 de junio le remitió una carta al joyero de Córdoba; caso por el que tiene una condena de 12 años, informa EP.

El abogado de Montes, Félix Ángel Martín García, solicitó el indulto 'por razones humanitarias' debido al estado de salud del recluso —que lleva encadenadas una veintena de condenas—, una petición que apoyaron el PP y el PSOE comprometiéndose a hacer gestiones ante el Gobierno para acelerar la tramitación de la excarcelación.  

El Tribunal Supremo estudió la posibilidad de excarcelar a Montes a principios de abril, pero dejó sin resolver la solicitud por falta de datos en el expediente de liquidación de condena.

Montes Neiro ingresó por primera vez en la cárcel en 1966 y desde 1976 ha ido enlazando condenas y fugas de forma ininterrumpida.

Desde 1978 a 1986 protagonizó seis fugas hasta que volvió a quedar en libertad condicional en 1994.

Regresó a la cárcel en 1997 tras cometer diversos delitos y volvió a evadir la prisión en otras dos ocasiones, una en 2003, cuando estuvo tres años fugado, y la última en 2009 aprovechando un permiso extraordinario por la muerte de su madre.

Actualmente cumple tres condenas por robo con violencia, allanamiento de morada, detención ilegal y tenencia ilícita de armas.