Público
Público

Miles de personas claman en Donostia por la absolución de Otegi

Exigen a la Audiencia Nacional que considere el papel de los acusados a favor de la paz

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Miles de personas se echaron a la calle en San Sebastián para exigir la absolución de los ocho dirigentes de la izquierda abertzale encausados en el juicio que se celebra en la Audiencia Nacional por el caso Bateragune: Arnaldo Otegi, Rafa Díez Usabiaga, Txelui Moreno, Arkaitz Rodríguez, Miren Zabaleta, Sonia Jacinto, José Manuel Serra y Amaia Esnal.

Los ocho están acusados de intentar gestar un bloque soberanista bajo las órdenes de ETA. Sin embargo, antes de su detención, Otegi y Díez Usabiaga elaboraban, junto a otros de los procesados, el documento que, en el posterior debate, condujo a la izquierda abertzale a su apuesta por las vías pacíficas y políticas. La manifestación escenificó que Euskadi se adentra en otro tiempo político.

Durante la marcha, se escucharon las consignas habituales contra la dispersión de los presos de ETA, una cuestión clave para favorecer el proceso de paz, pero el manifiesto final leído por los convocantes resultó inequívoco en cuanto hacia dónde se mueve ya toda la sociedad vasca, incluida la izquierda abertzale. En un alegato a favor del final de todo tipo de 'violencia política' y de las 'políticas represivas de los estados español y francés', agregaron: 'No queremos la violencia de ETA'. La multitud respondió después con aplausos.

'Juicios políticos no. Adelante las soluciones', lema central de la marcha

La manifestación, convocada por personalidades del ámbito político, social y cultural, con el lema 'Epaiketa politikorik ez. Aterabideak aurrera' ('Juicios políticos no. Adelante las soluciones'), es la primera que se celebra desde la legalización de Bildu en el Tribunal Constitucional. La multitudinaria marcha partió a las cinco y media de la tarde desde el barrio de El Antiguo tras la pancarta portada por algunos de los convocantes, como el ex coordinador general de EB Javier Madrazo y el miembro de CCOO en Euskadi Jesús Uzkudun.

Detrás se situaron los encausados en libertad provisional (Díez Usabiaga, Txelui Moreno, Amaia Esnal y José Manuel Serra) y otros dirigentes políticos como Rufi Etxeberria y Tasio Erkizia (izquierda abertzale), Patxi Zabaleta (Aralar), Maiorga Ramírez (EA) y Oskar Matute (Alternatiba). También acudió el diputado general de Guipúzcoa, Martin Garitano (Bildu), y Paul Ríos, de la red Lokarri.

'No queremos la violencia de ETA', reivindican los convocantes

La movilización fue reflejo de la preocupación que genera el juicio de Bateragune en buena parte de la sociedad vasca por la repercusión negativa que podría tener en el avance hacia la paz. El comunicado leído al final de la marcha, que recorrió Donostia durante una hora, recogía ese temor. 'Hay mucho en juego', dijo Xabier Oleaga, uno de los convocantes, en alusión a cómo puede influir el juicio en la causa sobre la legalización de Sortu en el TC y, por ende, en un posible proceso de paz. Y tras destacar el 'particular protagonismo' de los ocho encausados para llegar a la situación actual, agregó: 'Todo el mundo lo sabe aquí. Hace falta que llegue también a las instancias judiciales españolas'.

Los convocantes reivindicaron por ello la absolución de los encausados y el respeto a los 'derechos civiles y políticos' de todos los ciudadanos: 'Ese debe ser el futuro (...). No queremos políticas represivas de los estados español y francés contra nuestro país. No queremos la violencia de ETA. En general, no queremos violencia política de ningún tipo. Queremos paz'. Y la multitud aplaudió. En el manifiesto, pidieron también la revisión de penas de 'cientos' de presos.