Público
Público

Rajoy otorga a Cospedal el impulso que querría Camps

"Es la mejor, simple y llanamente", proclamó el líder del Partido Popular

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Fue la imagen triunfal que le habría gustado protagonizar ayer al presidente de la Generalitat, Francisco Camps. Pero era el turno de María Dolores de Cospedal. La secretaria general del PP fue proclamada, a lo grande, candidata por Castilla-La Mancha.

El Palacio de Congresos de Albacete se vistió de gala, inundado por una marea de militantes conservadores. Cerca de 3.000 personas contribuyeron a la escenificación con sus gritos y aplausos. La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, y el alcalde Alberto Ruiz-Gallardón no se perdieron la ceremonia. Tampoco su amiga la presidenta del PP catalán, Alicia Sánchez-Camacho. Y toda la cúpula nacional salvo Soraya Sáenz de Santamaría y Jaime Mayor Oreja acudió a la cita.

Pero, sin duda, el respaldo más sonado fue el de Mariano Rajoy. El líder del PP no escatimó los elogios. 'Es la mejor, simple y llanamente', exclamó. Y aseguró, en repetidas ocasiones, que todos se habían congregado allí para decirle que la apoyan.

El PP se ha fijado como objetivo arrebatar al PSOE Castilla-La Mancha 

Rajoy defendió que es 'urgente' y 'democrático' un cambio en Castilla-La Mancha 'tras 30 años de monopolio socialista'. A su juicio, los gobiernos de José María Barreda y de José Luis Rodríguez Zapatero 'sólo transmiten la imagen del que no puede, el de una enorme impotencia'.

El jefe de la oposición prometió que las cosas van a ser diferentes con Cospedal porque está 'preparada, tiene la experiencia y la vitalidad de una persona a la que le mueve un futuro mejor'. 'Es la mejor embajadora de Castilla-La Mancha y la lleva con orgullo por toda España', destacó. Aunque por todo el territorio no lo hace. La dirigente conservadora, por ejemplo, no pisa el País Valencià desde que la nombraron número dos.

Si el PP valenciano sufrió ayer al ver que Camps no era aún entronizado por Rajoy, encima tuvo que soportar cómo su presidente nacional ensalzaba a la que muchos consideran su 'enemiga'. No le perdonan que echara a su secretario general, Ricardo Costa, y que sea la única dirigente de la dirección nacional que vincula el futuro político del jefe del Consell a lo que ocurra en los tribunales.

Camps está pendiente de ver si le sientan en el banquillo de los acusados por el caso de los trajes que presuntamente le regaló la trama Gürtel pero también se investiga si hubo o no financiación ilegal en su partido. Y los suyos están cada vez más angustiados ante la posibilidad de que no lo ratifiquen.

Pero ayer, el PP no quiso hablar de Valencia. 'Cospedal encabeza el proyecto de cambio más transcendental. Es la mejor opción, tiene entidad, equipo, proyecto y apoyos', dijo Rajoy. Y a cada palabra que pronunciaba las comparaciones eran más odiosas.

Cospedal promete acabar con los que creen que la región es 'su latifundio'

La derecha está muy interesada por sumar Castilla-La Mancha a su lista de éxitos en las próximas elecciones. Es una de las comunidades que más visita Rajoy, frente a la valenciana, donde, si no hubiese sido por la inauguración del AVE, haría ahora, en marzo, un año de su última visita.

Arrebatar este feudo socialista es un reto para el PP y todo un símbolo en el camino hacia la Presidencia de Gobierno. Por eso Rajoy aprovechó su discurso para animar a todos a sumarse a su plan y 'decir no a Zapatero'.

Cospedal, por su parte, realizó una intervención muy emotiva recordando que estaba en su tierra y aseguró que no va a defraudar a los suyos. Afirmó que, con ella al frente de Castilla-La Mancha, la región dejará de ser conocida por 'los escándalos' y por los que se creen que la región es 'su latifundio'.

La mano derecha de Rajoy presentó el ideario de su gobierno. Entre sus metas, lograr un ejecutivo 'que no confunda la política con la persecución política, la concordia con la división o la oportunidad con los privilegios'. Prometió no sólo un cambio de Gobierno sino también un Gobierno de cambio.