Público
Público

El juez ordena difundir las cintas del 'affaire L'Oréal'

La Justicia francesa aplaza indefinidamente el juicio al fotógrafo y dandi Banier

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Gobierno del presidente francés Nicolas Sarkozyse hundió ayer un poco más por el affaire L'Oréal, sobre las relaciones de un ministro con la multimillonaria evasora de impuestos Liliane Bettencourt. Tras dos semanas de revelaciones en cascada de la prensa, un juez asestó ayer un golpe definitivo: exigió que las cintas con grabaciones que comprometen a un ministro sean hechas públicas, porque son 'informaciones legítimas de interés general'.

El Tribunal de Gran Instancia de París se pronunciaba ayer sobre una demanda por procedimiento de urgencia presentada por la heredera de L'Oréal y su gestor de fortuna, Patrice de Maistre. Ambos, en nombre del respeto a la vida privada, pedían que el juez ordenara a las webs de Le Point y Mediapart cesar de difundir las grabaciones de las conversaciones mantenidas por ellos entre mayo de 2009 y mayo de 2010. No sólo desestimaron la demanda de enterrar las grabaciones, sino que ordenaron difundirlas.

Esas charlas, que hablan de evasión fiscal y de cheques firmados a varios ministros 'amigos' e incluso a Sarkozy, también protagonizaron otro juicio que se celebró ayer. El Tribunal Correccional de Nanterre (cercanía de la capital francesa) analizaba la demanda de Françoise Bettencourt-Meyers, hija de la multimillonaria, contra François-Marie Banier, fotógrafo de la jet set francesa y, sobre todo, amigo íntimo de Bettencourt. Françoise quiere demostrar que Banier se aprovechó de la anciana tras recibir 'regalos' por un valor de más de mil millones de euros. El tribunal no sólo aplazó sin fecha el juicio sino que pidió tiempo para investigar las famosas conversaciones.

Pésimas noticias para una multimillonaria y su gestor de fortunas, especializado en la llamada 'optimización fiscal'. Según las últimas revelaciones de la prensa francesa, De Maistre fue recibido en dos ocasiones por Sarkzoy. Por su parte, el ministro de Trabajo Eric Woerth, cuya esposa trabajaba para De Maistre, fue recibido por Bettencourt el 30 de enero de 2008, sólo una semana después de que ese miembro del Gobierno condecorara, con la medalla de la Legión de Honor, al organizador de la trama fiscal de la multimillonaria.

Las ramificaciones del escándalo crecen cada día. Al principio, Woerth, al frente de Presupuesto entre 2007 y 2010 en el momento de la evasión fiscal de la multimillonaria, había dicho que nunca tuvo conocimiento de infracciones, y que por eso no pudo transmitirlas a la Justicia. El viernes pasado, la fiscalía reconoció que había transmitido a Eric Woerth datos de la trama. Hecho lo cual, el actual ministro del Presupuesto, François Baroin, tuvo que anunciar que ordenaba una investigación fiscal. Y según Mediapart, Bettencourt recibió un cheque del Estado de 30 millo-nes de euros en 2008, en concepto de reembolso por el 'escudo fiscal' que protege las rentas altas.

Sarkozy, para intentar retomar la iniciativa, aseguró que va a remodelar en profundidad el Gobierno.