Publicado:  01.07.2010 00:51 | Actualizado:  01.07.2010 00:51

Nuevo paso de EEUU para permitir viajar a Cuba

Una cámara del Congreso aprueba un proyecto de ley que levanta la prohibición a los estadounidenses de viajar Cuba

Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Comité de Agricultura de la Cámara de Representantes de EEUU ha aprobado un proyecto de ley bipartidista clave que levanta la prohibición a los estadounidenses de viajar Cuba y las restricciones a las exportaciones agrícolas a la isla.

La legislación fue aprobada con 25 votos a favor y 20 en contra, en una sesión que duró varias horas así como un fuerte debate sobre la conveniencia de permitir o no los viajes a Cuba a los ciudadanos estadounidenses y si correspondía incluir esta iniciativa en este momento y por este comité.

El presidente del Comité, el demócrata Collin Peterson, quien registró la medida junto con otros 62 miembros del Congreso, indicó al inicio de la audiencia que el proyecto de ley no anulará el embargo que pesa sobre la isla desde hace 50 años, ni permitirá a los bancos estadounidenses otorgar créditos a Cuba, pero sí permitirá a EEUU mantener una relación comercial con La Habana como la que tiene con todos los demás países.

"Es hora de que nos preguntemos por qué mantenemos una política que no genera cambios en Cuba y únicamente daña los intereses estadounidenses", señaló.

"Esta legislación es la política adecuada en el momento adecuado. Hemos intentado aislar a Cuba durante más de 50 años y no ha funcionado", agregó.

"Los derechos humanos siguen siendo abusados" en la isla

Por el contrario, el republicano de mayor rango del comité, Frank Lucas, afirmó que existen desde el año 2001 medidas que removieron ciertas barreras técnicas a las exportaciones y aún así "los derechos humanos siguen siendo abusados" en la isla.

El legislador Joe Baca sostuvo que "no era el momento para levantar la prohibición" de viajes, y abogó por "mantener la presión" y por no premiar al régimen de los Castro con dólares estadounidenses sin que haya cambios previos en la isla.

De la misma opinión fue Thomas Rooney, quien propuso eliminar la parte referente a los viajes del proyecto de ley, puesto que no incluye exigencias a la isla para que mejore el respeto a los derechos humanos e inyecta dinero, dijo, que será empleado por el Gobierno cubano para sus propósitos.

También afirmó que los europeos, canadienses y latinoamericanos llevan viajando a la isla desde la década de 1990 y "nada ha mejorado en las vidas de los cubanos".

Al final el proyecto fue votado como un paquete

En este sentido, hubo varias propuestas de enmiendas a esta parte del proyecto de ley que fueron rechazadas puesto que el Comité de Agricultura no tiene la jurisdicción para cambiar elementos en un proyecto que no le corresponden, como es el de los viajes, o separar las partes para votaciones separadas.

Sí tiene la potestad de proponer una ley general con aspectos que después tienen que ser analizados por otros comités.

Por eso, al final el proyecto fue votado como un paquete, aunque Peterson dejó claro que la parte sobre el levantamiento de la prohibición de los viajes será transferido al Comité de Relaciones Exteriores, que tendrá que tomar una decisión o votar sobre ella.

Por su parte, los elementos en la medida sobre las modalidades de pago tendrán que ser evaluados por el Comité de Servicios Financieros, antes de pasar al Pleno de la Cámara.

La medida relacionada a los viajes no se aplicará en caso de que EEUU "esté en guerra con Cuba", haya "hostilidades armadas" entre ambos países o haya "un peligro inminente a la salud pública o seguridad física de los pasajeros estadounidenses".

El Acta para Reformar las Restricciones de Viaje y Mejorar las Exportaciones eliminará tanto la necesidad actual de recurrir a bancos en terceros países para realizar las ventas agrícolas a Cuba como las cuotas que suelen acompañar esos permisos.

También establece que las exportaciones agrícolas a Cuba tengan los mismos requisitos de pago que las exportaciones de EEUU a otros países.

Así, contrario a la norma que rige desde 2000, Cuba no tendría que pagar por adelantado y en efectivo antes de que un barco zarpe de un puerto estadounidense.

PUBLICIDAD

Comentarios