Público
Público

Una ONG prueba "crímenes contra la humanidad" del régimen sirio

Human Rights Watch demuestra que el Gobierno de Al Asad perpetra "asesinatos y torturas sistemáticos"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La organización humanitaria Human Rights Watch (HRW) ha denunciado en un informe hecho público este miércoles los 'crímenes contra la humanidad' cometidos por el Gobierno sirio contra la población de Derá, principal foco de las movilizaciones contra el régimen, sitiada por el Ejército desde finales de abril.

Según HRW, los 'asesinatos y torturas sistemáticas' cometidos por el régimen de Bashar al Asad desde que empezaron las protestas el 18 de marzo, son crímenes contra la humanidad. 'Desde hace más de dos meses, las fuerzas de seguridad sirias han matado y torturado a su propia gente con absoluta impunidad', afirma Sarah Leah Whison, directora para asuntos de Oriente Próximo de HRW. 'Deben parar, y si no lo hacen, le toca al Consejo de Seguridad cerciorarse de que los responsables sean llevados ante la Justicia'.

'Los francotiradores tenían órdenes de disparar a matar', asegura el dossier

El informe de la ONG, titulado Nunca habíamos visto semejante horror, recoge el testimonio de unas 50 personas, testigos o víctimas de los abusos, que hablan de una violencia indiscriminada contra los manifestantes, 'en la mayoría de los casos sin previo aviso' y sin dispersarlos previamente por medios antidisturbios. 'Miembros de varias ramas de los mujabarat [servicios secretos] y numerosos francotiradores apostados en los tejados apuntaron directamente a los manifestantes y muchos de ellos murieron de tiros en la cabeza, cuello y pecho' obedeciendo órdenes de sus jefes de 'disparar a matar'.

HRW menciona varios casos concretos, entre ellos un ataque contra la mezquita Al Omari, punto de reunión de los manifestantes, en la que murieron más de 30 personas entre el 23 y el 25 de marzo, y otro asalto contra un funeral en la ciudad de Izza entre el 22 y el 23 de abril que acabó con la vida de 34 personas. La organización cifra en 200 víctimas mortales el cerco de Derá por el Ejército el 25 de abril y el consiguiente intento de la población de romper el asedio cuatro días más tarde.

La organización cifra en al menos 887 los muertos por la represión en el país

'No hubo advertencia, ni siquiera disparos en el aire. Fue simplemente una emboscada', cuenta uno de los testigos mencionados en el informe, 'Había disparos de armas automáticas desde todas partes. Estaban apuntando directamente a la gente'.

Aunque Damasco afirma que los manifestantes empezaron los enfrentamientos, 'todos los testimonios recogidos por Human Rights Watch indican que las protestas fueron en su mayoría pacíficas'.

En total, afirma HRW, las fuerzas de seguridad han dado muerte al menos a 418 personas sólo en Derá y por lo menos 887 en toda Siria, según el recuento de activistas locales, cifras imposibles de confirmar debido al bloqueo informativo impuesto por Damasco. La Organización Nacional de Derechos Humanos Siria(ONDHS) cifra los muertos en más de mil. HRW también denuncia que a muchos heridosse les denegó asistencia médica o el acceso a hospitales.

El informe de HRW se titula Nunca habíamos visto semejante 'horror'

A principios de mayo, HRW ya denunció a las autoridades sirias, les exigió que pusieran fin al asedio de Derá y comparó su actuación con la de Israel en Gaza, contra la que el régimen de Damasco ha protestado 'reiteradamente'.

Mientras, en la ONU, las cosas no avanzan. La resolución en el Consejo de Seguridad contra el régimen sirio que promueven los miembros europeos se ha topado con la oposición de China, que podría vetarla por creerla demasiado dura y un peligro para la estabilidad en la región. En Pekín, una portavoz del Ministerio de Exteriores aseguró que una resolución no 'facilitaría el alivio de las tensiones en Siria'. El borrador que ya circula condena la violencia del régimen sirio y pide que levante el asedio contra Derá.

Washington no se da por vencido. El martes, la secretaria de Estado de EEUU,Hillary Clinton, endureció el tono al referirse a las imágenes del niño Hamza al Jatib, torturado por Damasco, publicadas por The New YorkTimes. 'Creo que simbolizan para muchos sirios el total colapso de cualquier esfuerzo del Gobierno sirio por trabajar y escuchar a su propia gente', afirmó Clinton.

El presidente sirio decretó este miércoles la creación de un 'organismo de diálogo nacional', en lo que parece un intento de aplacar las protestas y las críticas internacionales.