Público
Público

El primer ministro egipcio asume su responsabilidad en los disturbios

"Estoy dispuesto a rendir cuentas", aseguró Kamal Ganzuri. El Gobierno ha creado una comisión para esclarecer las causas de los incidentes.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El primer ministro egipcio, Kamal Ganzuri, reconoció hoy su responsabilidad política por los disturbios de anoche en un partido de fútbol en Port Said, donde murieron 74 personas y un millar resultaron heridas.

'Estoy dispuesto a cumplir con cualquier instrucción que me pida rendir cuentas, porque sé que soy responsable políticamente', dijo Ganzuri en un discurso ante el Parlamento, que hoy celebra una reunión de urgencia para analizar los sucesos.

La primera decisión, sin embargo, ha sido disolver la directiva de la Federeación de Fútbol, según informa AP.

Si bien los incidentes violentos no son raros en los estadios egipcios, una tragedia de estas dimensiones no tiene precedentes en el mundo del deporte de este país. “Es un hecho desafortunado y muy triste. Es el desastre más grande la historia del fútbol egipcio”, afirmó Hesham Sheiha, el viceministro de Sanidad en las declaraciones en la televisión pública en las que ofreció el recuento oficial de víctimas, informa Ricard González.

El Partido Libertad y Justicia (PLJ), brazo político de los Hermanos Musulmanes, acusó a los partidarios del antiguo régimen de Hosni Mubarak de los disturbios.'Los acontecimientos de Port Said son orquestados y son un mensaje de los remanentes del antiguo régimen', denunció el vicepresidente del PLJ, Esam al Arian, en un comunicado difundido en la página web del movimiento islamista.

El director del estadio, Mohamed Yunis, acusó a la Policía de no haber actuado 'porque tenían miedo'