Público
Público

Santiago de Chile se convierte en el escenario de una batalla campal

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los estudiantes han marchado un día más contra la política educativa del Gobierno de Chile tras dar por roto el diálogo.

Una marcha de estudiantes no autorizada por el Gobierno chileno ha terminado hoy en batalla campal, después de que los agentes de Carabineros cargaran contra los jóvenes empleando carros lanza-agua y lanzagases. En el camino han quedado gases lacrimógenos, barricadas, calles cortadas y comercios cerrados.

'El gobierno intenta desvirtuar nuestra demanda de la gratuidad', denuncia Vallejo

'Imposible seguir en una mesa donde nos condicionan a perfeccionar el modelo de mercado', escribió ayer Camila Vallejo, presidenta de la Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile, en su cuenta de Twitter, desde la que llamó a manifestarse hoy a las 10:30 horas en la Plaza de Italia. 'El gobierno intenta desvirtuar nuestra demanda de la gratuidad', añadió Vallejo.

La marcha ha desafiado la prohibición de la Intendencia de Santiago de Chile, que les había permitido iniciar su marcha desde la Universidad de Santiago y no desde la céntrica plaza Italia. 

Los estudiantes quieren terminar con un sistema impuesto por la dictadura

Los representantes de estudiantes y profesores se han reunido con el gobierno en varias ocasiones a lo largo de las últimas semanas para alcanzar un acuerdo en materia de educación y terminar así con un sistema impuesto durante la dictadura de Augusto Pinochet. Sin embargo, los estudiantes han dado por roto el diálogo debido a que el Gobierno no está dispuesto a garantizar la gratuidad de la enseñanza para la totalidad de los jóvenes chilenos. El presidente de Chile, Sebastián Piñera, alega que el Estado no puede asumir ese gasto. 

 Los estudiantes rechazan también un proyecto de ley presentado el domingo por el gobierno que endurece las penas por desórdenes públicos e incluye nuevos delitos como las ocupaciones ilegales de centros educativos o el saqueo.

'Es muy irresponsable reprimir sin provocación alguna'

Vallejo ha denunciado la actuación de los carabineros y la 'intransigencia y represión' del gobierno. 'Es muy irresponsable reprimir sin provocación alguna', ha afirmado. 'Pedimos permiso para marchar y no lo dan, pedimos educación gratuita y tampoco. ¿Qué pretenden?', ha cuestionado Vallejo, que considera que el gobierno tiene la culpa de estos disturbios.

Para esta tarde, los dirigentes estudiantiles han convocado caceroladas en todo el país contra la 'violencia' y la 'privatización de nuestra educación'.