Público
Público

Las vacaciones en Tánger del rey saudí: 800 habitaciones de lujo y 450 limusinas

El cortejo que acompaña al rey Salmán se compone de 1.600 personas repartidas en hoteles de cuatro y cinco estrellas, aunque el monarca se aloja en el exclusivo palacio en la costa altántica que incluye la antigua vivienda de veraneo del expresidente Felipe González.

Publicidad
Media: 3.29
Votos: 14
Comentarios:

El rey de Marruecos, Mohamed VI (d) junto al rey saudí en una recepción oficial en el palacio de verano en Marruecos del segundo.

La visita que el rey Salmán de Arabia Saudí realiza a la que ha venido a ser su "residencia de verano" en Tánger ha movilizado a un mínimo de 1.600 saudíes de su cortejo que han reservado 800 habitaciones de lujo en distintos hoteles de esa ciudad del norte de Marruecos.

El sitio medias24.com detalla este lunes los enormes gastos que la delegación saudí efectuará durante las seis semanas en que dure su visita, que comenzó el 15 de julio, y que incluyen además 450 limusinas de lujo alquiladas durante todo este tiempo.

Los saudíes ocupan ellos solos un 14% de la capacidad de alojamiento de la ciudad, principalmente en los hoteles de cinco y cuatro estrellas, como el recién inaugurado Royal Tulip, donde han reservado la mitad del establecimiento.

Sólo la llegada de la delegación supone para Tánger salvar su temporada turística

En ese hotel, cada uno de los huéspedes gasta una cantidad fija de 2.500 dirhams por noche (240 euros) y 1.000 (90 euros) de limusina con chófer cada día.

Se cuentan por miles de euros los gastos diarios de los saudíes en restauración, compras, seguridad, servicios domésticos y ocio en general, hasta el punto de que su mera llegada ya supone para Tánger salvar su temporada turística.

En cuanto al rey mismo y su núcleo más cercano, no se alojan en hoteles, sino en el exclusivo palacio que Salmán posee en la costa atlántica, no lejos del Cabo Espartel, las Cuevas de Hércules y el Hotel Le Mirage, conocido refugio de la jet-set europea.

La residencia de verano saudí está rodeada de un muro perimetral de 1,5 kilómetros, tiene acceso directo y privado al Atlántico, consta de cinco helipuertos y cuenta con capacidad para acoger un centenar de coches, según describía recientemente la revista Tel Quel.

Esa publicación aseguraba que el palacio de Salmán incluye la que durante varios años fue segunda residencia del expresidente del Gobierno español Felipe González, que nunca escondió su gusto por Tánger, aunque terminó vendiendo esa vivienda por los muchos gastos que suponía.