Publicado: 27.02.2015 10:06 |Actualizado: 27.02.2015 13:47

Detenidos 8 españoles por combatir en Ucrania junto a los prorrusos

Se les imputa la participación en delitos de asesinato, tenencia de armas y explosivos y actos que atentan contra "la neutralidad" de España en el exterior. Los arrestados regresaron recientemente a España tras participar en combates en regiones como Lugansk y Donetsk.

Publicidad
Media: 4.11
Votos: 9
Comentarios:
Un convoy de tropas ucranianas se prepara para desplazarse hacia el este del país. /REUTERS

Un convoy de tropas ucranianas se prepara para desplazarse hacia el este del país. /REUTERS

MADRID.- La Policía Nacional ha detenido este viernes a ocho españoles como presuntos autores de diversos delitos cometidos por su integración y actividad en los grupos independentistas prorrusos de Ucrania tras regresar a España después de participar en el conflicto.

Según informa el Ministerio del Interior, se trata de la primera operación policial llevada a cabo en Europa contra las actividades de combatientes extranjeros en el conflicto ucraniano.



Los detenidos están acusados de delitos de cooperación o complicidad en asesinatos y homicidios llevados a cabo por los grupos y batallones a los que se unieron durante su estancia en territorio ucraniano, así como tenencia y depósito de armas y explosivos.

La Policía estima también que sus actividades pueden ser constitutivas de delitos que comprometen la paz o la independencia del Estado, al tratarse de españoles que al participar en el conflicto armado violentan la neutralidad que España ha de mantener en relación con la comunidad internacional.

Detenciones para culpabilizar a los "antifascistas"

Estas acusaciones están "completamente alejadas de la realidad", según declaraciones de Agustín Ríos, un portavoz del Comité de Apoyo a la Ucrania Antifascista de Madrid, en declaraciones a Sputnik Nóvosti. El portavoz confirmó a esta agencia que los detenidos pertenecen todos a las milicias del Donbás.

Sin embargo, Ríos señala que también hubo combatientes españoles en el bando de Kiev, por lo que estas detenciones le parecen llevadas a cabo con "un doble rasero" que "intenta culpabilizar a los antifascistas".

El portavoz cree que el motivo de que las detenciones se produzcan ahora puede estar ligado a la campaña del Gobierno para combatir los viajes de los españoles que quieren unirse a las filas de la organización Estado Islámico (EI) en Irak y en Siria. "Hay una sensibilidad respecto a la lucha antiterrorista yihadista en España. Pudieron aprovechar esa cuestión para atacar a otra que no tiene nada que ver, como es la lucha antifascista en el Donbás", señala.

Dos de los detenidos hablaron para 'Público'

Los arrestados regresaron recientemente a España desde Ucrania, adonde se desplazaron en 2014 para incorporarse a los grupos separatistas prorrusos en el bando que lucha por la independencia de las regiones ucranianas de Lugansk y Donetsk.

Las detenciones, en el marco de la operación Danko, aún abierta, se han producido sobre las seis y media de la mañana. Los detenidos son R.M.P., A.A.M., A.I.B., S.B.V., A.R.S., B.L.M., H.A.P. y D.S.A. Dos de ellos fueron arrestados en Madrid capital y el resto en la localidad madrileña de Alcorcón, así como en Gijón, Cartagena, Barcelona, Cáceres y Pamplona.

Dos de los detenidos atendieron a Público justo después de desembarcar en Ucrania, donde acudieron para "combatir al fascismo", formando parte de las llamadas "brigadas internacionales" que se organizó la milicia de la República Popular de Donetsk. Uno de ellos militó en las juventudes de IU de Gijón y el otro milita en los Colectivos de Jóvenes Comunistas de Cartagena, la rama juvenil del Partido Comunista de los Pueblos de España.

Difusión de su actividad

Durante su estancia en Ucrania los ocho españoles compartieron y difundieron a través de las redes sociales su entrenamiento, exhibiendo uniformes paramilitares, fusiles de asalto, artefactos y dispositivos explosivos, manifestándose a favor de la lucha armada de los secesionistas violentos, hechos que han tenido repercusión en la captación y reclutamiento de futuros combatientes.

En el conflicto en el que participaron los detenidos hay cientos de civiles muertos, la mayoría de nacionalidad ucraniana, y algunos de estos actos han sido calificados como acciones terroristas por las autoridades de Ucrania, recuerda el Ministerio del Interior.

Esta operación, que culmina diversas investigaciones de la Comisaría General de Información de la Policía dirigidas por la Fiscalía, es fruto de unas diligencias del Juzgado Central de Instrucción número 1 de la Audiencia Nacional.