Público
Público

Hacia el referéndum del 1-O La Guardia Civil vigila una imprenta de Tarragona que trabaja para el referéndum

Dos vehículos se encuentran estacionados frente a la empresa que se ocuparía de imprimir el censo para la consulta

Publicidad
Media: 2.75
Votos: 4
Comentarios:

Agentes de la Guardia Civil vigilan desde primeras horas de la tarde de la sede de una imprenta ubicada en un polígono industrial de Constantí (Tarragona), que podría imprimir el censo para el referéndum soberanista del 1 de octubre. EFE/Jaume Sellart.

Agentes de la Guardia Civil vigilan desde primeras horas de la tarde de este miércoles la sede de una imprenta ubicada en un polígono industrial de Constantí (Tarragona), que, según fuentes conocedoras de la actuación policial, puede haber estado imprimiendo material de votación para el referéndum del 1 de octubre sobre la independencia de Catalunya.

Dos vehículos de la Guardia Civil, con dos agentes en cada uno de ellos, se encuentran estacionados frente a las dos entradas de la imprenta.

Según ha publicado el diario digital local Diari La República, en esta sociedad se pueden haber estado imprimiendo diferentes ejemplares de la Lista numerada de votantes, un documento de 24 páginas en catalán y castellano, en el que se incluyen instrucciones para los miembros de las mesas electorales. En este documento se incluiría una cuadrícula en la que se rellenarían los nombres de los votantes en las mesas de votación.

Fuentes de la empresa han indicado que nadie les ha requerido ni registrado de momento y que se está trabajando con normalidad.

Esta actuación, que todavía sigue activa, se produce el día en el que el Parlament ha aprobado la ley del referéndum, para amparar la votación anunciada para el 1 de octubre, en uno de los debates más tensos y maratonianos de la historia de la cámara catalana.

Tras una tramitación exprés ejecutada en un solo día, aunque entorpecida por un crispado pulso procedimental desde las nueve de la mañana entre las fuerzas independentistas y la oposición, que ha obligado a suspender el pleno media docena de veces para reunir a la Mesa del Parlament, el debate sobre la ley de referéndum ha culminado a las 21.30 horas con la votación final.

La ley ha obtenido 72 votos a favor de los grupos independentistas de JxSí y la CUP, y del diputado no adscrito, Germà Gordó, ninguno en contra y 11 abstenciones de Catalunya Sí Que Es Pot, mientras que los diputados de Ciudadanos, el PSC y el PPC han abandonado el hemiciclo, como habían anunciado, antes de la votación.