Público
Público

Manos Limpias afirma que pedirá la imputación de la Infanta Cristina

El sindicato de ultraderecha dice en un comunicado que está preparando un nuevo escrito de petición de imputación en base a la última declaración de Diego Torres

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Sindicato Manos Limpias está preparando un nuevo escrito de petición de imputación de la Infanta Cristina, que se hará efectivo en los próximos días, en base a la declaración que efectuó el pasado sábado el exsocio de Iñaki Urdangarin en el Instituto Nóos, Diego Torres, concretamente los 197 mails que aportó y otra serie de documentos solicitados por Manos Limpias.

Manos Limpias 'sale así al paso y desmiente las opiniones generalizadas de que se ha dado un paso atrás y de que no se va a solicitar la imputación de la Infanta', afirma en un comunicado. Asimismo, ha recordado que el 10 de diciembre de 2012 solicitó que se llamara a declarar como imputada a la Infanta Cristina de Borbón, en el caso conocido como Instituto Nóos, que se instruye en el Juzgado de Instrucción número 3 de Palma de Mallorca.

En esta línea, ha recordado que su petición fue rechazada por juez Instructor del caso, José Castro, en recurso de reforma y también por parte de la Audiencia Provincial de Mallorca en recurso de apelación. En el citado recurso, Manos Limpias consideraba que la hija del Rey fue 'beneficiaria directa' del incremento patrimonial y de los ingresos obtenidos de forma supuestamente fraudulenta por el Duque de Palma.

Mediante un escrito, la entidad desglosaba los indicios que, a su juicio, llevan a concluir que la esposa de Urdangarin fue 'actora directa por encubrimiento, complicidad o cooperación necesaria y por ende beneficiaria de las presuntas actividades delictivas de Urdangarin'. Sin embargo, durante su declaración como imputado ante el juez, Urdangarin, quien volverá a ser interrogado el próximo sábado en Palma de Mallorca, insistió en varias ocasiones en desvincular a su mujer de las operaciones llevadas a cabo en concreto a través del Instituto Nóos, que presidió entre 2004 y 2006, y Aizoon, la empresa de la que era copropietario al 50% junto a su esposa.