Publicado: 26.11.2014 18:49 |Actualizado: 26.11.2014 18:49

Monago sigue sin querellarse contra 'Público', 20 días después de anunciarlo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El 7 de noviembre, durante una rueda de prensa en la sede del Gobierno autonómico para dar su segunda versión sobre los viajes privados a Canarias pagados por el Senado (la primera la dio a este diario en un escueto e-mail, cuando Público llamó para contrastar su información), el presidente de Extremadura amenazó con querellarse contra este medio y todos aquéllos que se hicieran eco dando por buena la información sobre la etapa de José Antonio Monago como senador.

Diecinueve días después, Público no ha recibido la querella contra él y, según fuentes judiciales, el jefe del Ejecutivo autonómico tampoco la ha interpuesto. Ni contra este medio, ni contra otros. Monago, en lugar de la vía judicial, habría optado por tomar las informaciones desveladas por este diario, sobre sus viajes privados a Canarias entre 2009 y 2011 para ver a su entonces pareja, como un ariete victimista con el que hacer campaña de cara a su reelección en 2015.

A pesar de haber mostrado (que no entregado) un dossier de presuntas pruebas fácilmente desmontables, la versión de Monago sigue sin sostenerse y ha sido desmentida rotundamente con hechos por este periódico, la expareja de Monago y el propio PP. Entre estas presuntas pruebas, estaría una certificación del letrado mayor del Senado sobre 16 viajes (sólo cuenta la ida Madrid-Canarias) abonados por la Cámara Alta. Este breve documento, por más que el presidente se empeñe, no certifica más que el pago de los viajes a Monago, en ningún caso que éstos hayan sido para trabajar. Más que una prueba de honestidad, el certificado del Senado ha tenido el efecto contrario.

El jefe del Ejecutivo extremeño ha mostrado (que no entregado) un resguardo de los movimientos de su Visa, con distintos cargos a compañías aéreas para justificar que pagó de su bolsillo 22 desplazamientos (11 de ida Madrid-Canarias). Público, sin embargo, ha informado de que estos pagos se los hizo Monago a su pareja para que ella viajara desde Canarias para reunirse con él en Extremadura, Madrid o Andalucía.

Otro de los argumentos que ha caído estrepitosamente, además, con enorme malestar de un miembro del Gobierno, cuyas relaciones con Monago eran ya muy tensas, es la del supuesto encargo del Grupo Parlamentario Popular al senador Monago de encargarse de tareas en las Islas (de todas, según él, aunque sólo haya ido a Tenerife, donde residía su pareja) Ha sido el presidente del PP canario y ministro de Industria, José Manuel Soria, quien, nada más y nada menos que desde la mesa del portavoz del Ejecutivo, en la rueda de prensa tras el Consejo de Ministros, destrozó la versión del presidente extremeño asegurando que "De los asuntos de Canarias, se encargan los senadores canarios".

Ha trascendido el ámbito de lo interno, de hecho, que el malestar del PP de las Islas con Monago es muy grande. Sólo un senador del PP canario, Antonio Alarcó, aseguró que se reunió con el entonces senador en Tenerife, sin explicar por qué no mantenían esos encuentros en el Senado, el lugar de trabajo de ambos.

José Antonio Monago comparece este jueves en la Asamblea extremeña para dar su quinta versión sobre los viajes a Canarias. Lo hace el mismo día que Mariano Rajoy interviene en el Pleno del Congreso para explicar sus medidas anticorrupción, las mismas de las que ha hablado ya otras dos veces y que aún no han visto la luz.