Público
Público

Paraísos fiscales Unidos Podemos acusa a Guindos de "blanquear" a Panamá como paraíso fiscal en busca de su "premio" en el BCE

El 23 de enero, los ministros de Economía y Finanzas de la UE aprobaron sacar a Panamá, Corea del Sur, Emiratos Árabes Unidos, Barbados, Granada, Macao, Mongolia y Túnez de la lista negra de paraísos fiscales

Publicidad
Media: 4
Votos: 4

El ministro de Economía, Luis de Guindos, con el presidente del BCE, Mario Draghi, en una reunión del Eurogrupo en Bruselas. AFP

Unidos Podemos ha acusado este jueves al ministro de Economía, Industria y Competitividad, Luis de Guindos, de presionar en las reuniones del Ecofin para sacar a Panamá de la lista de paraísos fiscales con el fin de "tener como premio su elección como vicepresidente del Banco Central Europeo".

En una rueda de prensa celebrada en el Congreso, el portavoz de Interior del grupo confederal, Rafa Mayoral, se ha referido a Guindos como el "representante de los especuladores internacionales" y ha criticado que España mediara para sacar de esta lista a este país, sede fiscal que protagonizó en 2016 el escándalo de los 'Papeles de Panamá'.

"Nos parecería impresentable que, al final, el señor Guindos se confirme como representante de los especuladores internacionales y que estas gestiones de blanquear paraísos fiscales puedan tener como premio su elección", ha manifestado Mayoral, que ha calificado de "nefasto" el "papel jugado en el Ecofin".

Sacar a Panamá, un "atentado contra los trabajadores"

El pasado 23 de enero, los ministros de Economía y Finanzas de la UE aprobaron sacar a Panamá, Corea del Sur, Emiratos Árabes Unidos, Barbados, Granada, Macao, Mongolia y Túnez de la lista negra de paraísos fiscales elaborada tan solo semanas antes.

"Es incomprensible que se haya tomado esta actitud", ha apostillado Mayoral, que este jueves ha registrado una batería de preguntas para que el Gobierno aclare "por qué ha realizado estas gestiones", pues cree que supone "un atentado contra los derechos de la gente trabajadora que todos los días está pagando sus impuestos para mantener la Sanidad y la Educación".

En sus preguntas, critica que se deje fuera a países como Islas Bermudas --sede del bufete Appleby, "epicentro de los 'Paradise Papers'", recuerdan--, Suiza o las Islas Caimán, y recuerda que el propio comisario de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici, aseguraba que la lista negra no podía bajar de 20 países. Finalmente, la lista negra está compuesta por nueve países.

Además, Mayoral lamenta la "política de beneplácito" frente a los países con los que firma acuerdos de intercambio de información o doble imposición, y el papel del Parlamento Europeo como "mero espectador". "Ni siquiera ha sido consultado. El único órgano europeo directamente elegido vuelve a mostrar su carácter secundario", subraya, frente al "gobierno en la sombra" del Ecofin, "por mucho que insistan en ser un supuesto grupo de carácter informal y no vinculante".

El modelo es la 'uberización'

Durante la rueda de prensa, el dirigente de Podemos ha encuadrado este tipo de actuaciones en "el modelo de los grandes fondos buitre" --"imponer la 'uberización' de la economía", ha dicho--, basado "en la elusión fiscal y en el apoyo de aquellos que tienen sede en paraísos fiscales". Un modelo que, además de "menoscabar los derechos de la clase trabajadora", ha provocado que la salida de divisas en España, ha dicho, "se haya multiplicado por cuatro".

Además, ha recordado que durante la gestación de la crisis "prácticamente todas las entidades financieras tenían sedes en paraísos fiscales, básicamente para emitir preferentes" y, aludiendo a la comparecencia del 'número dos' de Miguel Ángel Fernández Ordóñez en el Banco de España, Francisco Javier Aríztegui, ha señalado que él mismo reconoció que "esto era así para no hacer retenciones a los inversores internacionales".

Por último, ha señalado que la única forma de evitar esta fuga de dinero a países con sistemas fiscales opacos y de baja tributación es tener "voluntad política", que no ve en el actual Gobierno. "En estos momentos es hacer amnistías fiscales y, cuando el Tribunal Constitucional la tumba, mantener a los ministros. Demuestra que existe voluntad política de proteger a los grandes defraudadores, especuladores y paraísos fiscales".