Público
Público

El PSOE abordará el debate entre monarquía y república en su Conferencia Política

Elena Valenciano conmina a la Casa Real a ser "neutral" ante el 'caso Nóos' en el que está imputada Cristina de Borbón. Miembros de la Ejecutiva atribuyen a la "pluralidad" del partido las declaraciones de

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Casa Real ya no es intocable para el principal partido de la oposición. Los continuos escándalos que afectan a la jefatura del Estado y, en última instancia, la imputación de la infanta Cristina de Borbón en el caso Nóos decidida ayer mismo por el juez José Castro, han producido un 'cambio' en la actitud de la formación que en las últimas décadas no se había permitido ningún reproche ante ninguna actuación de la institución monárquica.

Hoy, la número dos del PSOE, Elena Valenciano, se atrevía incluso a conminar a la Casa del Rey a ser 'neutral' ante la imputación de una de las hijas de Juan Carlos de Borbón. Sus palabras sonaban así a una especie de toque de atención a la jefatura del Estado que ayer se manifestó a favor de la Fiscalía que se había decantado por rechazar la citación de la infanta. En rueda de prensa en Ferraz la vicesecretaria general ha emplazado a los miembros y portavoces de la familia real a que 'no tomen partido' ni a favor del juez Castro que decidió imputar a Cristina de Borbón, ni por el Ministerio Fiscal que discrepó de esa opción.

Lo cierto es que la cúpula del PSOE no se plantea, por el momento, ningún cambio respecto a su postura a favor de la monarquía, pero sí está abierta a hablar de este asunto durante el proceso de renovación iniciado en el partido el pasado mes de febrero, y que concluirá en el mes de octubre con la celebración de una gran Conferencia Política. La mencionada imputación de Cristina de Borbón en el caso Nóos, hizo reaccionar de inmediato a las Juventudes Socialistas (JSE) reclamando al principal partido de la oposición que acelere la discusión entre monarquía y república.

Según explica el secretario general de la Organización, Nino Torre, en declaraciones a Público, él mismo ya ha planteado la necesidad de abrir el debate en algunas reuniones de la Ejecutiva del PSOE, sobre todo cuando el líder del partido, Alfredo Pérez Rubalcaba, propuso la reforma constitucional para modificar el modelo de Estado. En esos encuentros, explica, siempre recibió 'respuestas largas' por parte de los máximos dirigentes socialistas, pero 'nunca' nadie le negó la posibilidad de iniciar esa discusión.

'Nunca he sentido ningún rechazo por parte de nadie en el PSOE por plantear este asunto, algo que resultaría impensable hace algunos años', relata. En Ferraz también perciben ese 'cambio', ya que tanto las afirmaciones de Juventudes como las del diputado José Martínez Olmos reclamando la república tras la imputación de la infanta 'no han causado un revuelo' similar al que podría haber provocado hace algunos pocos lustros. 

Un miembro de la Ejecutiva consultado por este diario considera que todas esas reclamaciones 'son normales'. 'Tanto las Juventudes como otros miembros del partido siempre han mantenido a título individual una línea pro-república', recuerdan. Otra dirigente del equipo de Rubalcaba considera que las reacciones conocidas a raíz de la citación de la hija del rey no demuestran más que 'la pluralidad del PSOE', y recalca que el verdadero debate sobre este asunto se dará durante la Conferencia Política, en el que considera que se darán 'diferentes aportaciones' sobre este tema.

Desde la corriente Izquierda Socialista también consideran necesario que se abra el debate, si bien insisten en que el asunto del modelo de Estado debe ser objeto de un análisis 'de largo recorrido' que 'necesita un consenso' no sólo dentro del PSOE sino con los demás partidos políticos. José Antonio Pérez Tapias, portavoz de la corriente que en la última legislatura se quedó sin representación en el Congreso, se alinea en cambio con la tesis formulada hace varias semanas por el líder de los socialistas catalanes, Pere Navarro, que reclamó al rey que permitiera su sucesión.

'Estamos ante la necesidad de plantear la abdicación del rey', señala, ante 'la deslegitimación de la corona' agravada por la imputación de Cristina de Borbón. A largo plazo, si se dan las 'condiciones' para formular ese debate en profundidad, Izquierda Socialista recalca que apostará por la Tercera República. 'La opción republicana como forma de Estado responde a un planteamiento ideológico que defendemos', explica. 

La exministra, Carme Chacón, ha considerado, por su parte, que tras la imputación de la hija del rey es a la corona a la que 'más le conviene' estar incluida en la futura Ley de Transparencia, que aún se está tramitando en las Cortes. 'Si el PP aún no ha entendido que la Corona debe entrar en la Ley de Transparencia, ¡apaga y vámonos! Es a la Corona, por cierto, a quien más le conviene', ha afirma la diputada en un comentario publicado este jueves en su cuenta personal de Twitter. Minutos después era Valenciano la que apoyaba esta misma idea. 'Entrar en la Ley de Transparencia será bueno para la Casa Real', ha zanjado.