Público
Público

El PSOE denuncia que votar a Unidos Podemos es hacerlo a cinco programas distintos

Elabora un estudio sobre las contradicciones entre las ofertas política que han presentado por separado Podemos, IU, Compromís y En Marea. Servirá como argumentario para la campaña en lo que parece que será una ofensiva contra el partido de Iglesias.

Publicidad
Media: 1
Votos: 4
Comentarios:

El candidato de Unidos Podemos a la Presidencia, Pablo Iglesias, junto al líder de IU Alberto Garzón, el número 2 de Podemos, Íñigo Errejón y el cabeza de lista de En Común Podemos, Xavier Domènech, durante un acto celebrado en Barcelona. EFE/Alberto Estévez

MADRID.-  El PSOE ha elaborado un estudio comparando los programas políticos que se han presentado por separado Podemos, Izquierda Unida, Compromís y En Marea (aún no lo ha hecho En Comú) donde denuncia las contradicciones existentes en los mismos y quiere poner de manifiesto que el voto a Unidos Podemos es a cinco programas distintos que dicen cosas diferentes.

El estudio, al que ha tenido acceso Público, recoge en seis páginas con gráficos lo que dice cada programa de estos partidos en distintos apartados, y algunos casos las diferencias son llamativas.

Así, Podemos propone seguir en la OTAN pero con una mayor autonomía, mientras que IU en su programa del 20-D, que es el mismo con el que se presenta en estos comicios, mantiene la salida de España de la OTAN.

Tampoco cuadran las ofertas en cuanto a la subida del salario mínimo, que Podemos lo sitúa en 800 euros en dos años, mientras que IU lo eleva a 1.176 por catorce pagas en cuatro años. Mientras Compromís y En Marea la fijan del 60% del salario medio.

Según el estudio del PSOE, con el programa de IU y el que presentó Podemos hay distintas visiones en otros aspectos. Podemos aboga por el cierre progresivo de las centrales de carbón, mientras que el partido de Garzón considera al carbón nacional como una reserva estratégica. También el partido de Iglesias se compromete a impulsar el voto de los inmigrantes sin concretar nada más, mientras que IU quiere que puedan votar desde ya en todas las elecciones con dos años de estancia en nuestro país.

Otro aspecto llamativo es el de las privatizaciones. IU habla alto y claro, y poniendo hasta el nombre de las empresas, plantea nacionalizar Repsol y Endesa por considerarlas estratégicas. Podemos, que en su día sí hizo esa propuesta, ya no la incluye en su programa y sólo habla de nacionalizar las centrales hidroeléctricas cuando vayan acabando su concesión.

Podemos, además, en el tema territorial se decanta por permitir los referéndums de independencia en cualquier comunidad cuando haya un movimiento intenso que así lo pida, mientras IU no menciona ese asunto y habla directamente de ir a un Estado conferederal. En Marea habla directamente del derecho de autodeterminación.

En el estudio del PSOE también se recalcan otros aspectos que sólo se incluyen en el programa de IU, como ir hacia un pacto constituyente para la III República, la abolición de la prostitución o la eliminación de la custodia compartida impuesta. Compromís en este ´último aspecto, sólo pide que se le quite la custodia compartida a los maltratadores. También de muchos otros aspectos no se dice nada ni en el acuerdo Podemos-IU.

Fuentes del PSOE recordaron que Podemos presentó su propio programa, donde no figura Unidos-Podemos ni Izquierda Unida por ningún lado, lo que demuestra es que el votante de esta formación no sabe bien qué está votando, “¿o sólo vale el programa de Ikea de Podemos e IU ya no pinta nada?”, se preguntó un dirigente socialista.

Probablemente, el PSOE convertirá estos datos en argumentario para la campaña electoral y será un eje más de denuncia contra la formación de Iglesias, que ahora parece que sí se ha convertido en el objetivo prioritario de los socialistas en esta campaña.