Publicado: 03.10.2016 13:33 |Actualizado: 03.10.2016 13:40

Rajoy presenta al PP como el partido de la "estabilidad" y la "seguridad"
tras la crisis del PSOE

Cospedal niega que los conservadores quieran ir a terceras elecciones pero no aclara si el presidente en funciones volverá o no a presentarse a una investidura

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Fotografía facilitada por el PP del jefe del Ejecutivo en funciones y presidente del partido, Mariano Rajoy, y la secretaria general, María Dolores de Cospedal, a su llegada esta mañana a la reunión del Comité de Dirección del Partido Popular. EFE/Tarek

Fotografía facilitada por el PP del jefe del Ejecutivo en funciones y presidente del partido, Mariano Rajoy, y la secretaria general, María Dolores de Cospedal, a su llegada esta mañana a la reunión del Comité de Dirección del Partido Popular. EFE/Tarek

MADRID.- "Experiencia, estabilidad, moderación, seguridad y confianza". Así ha titulado Mariano Rajoy la foto de la reunión del Comité de Dirección del PP que ha colgado en su cuenta de Twitter. El presidente del Gobierno en funciones ha aprovechado la división en el PSOE para contraponer la imagen de los socialistas a la de los conservadores, como si de una campaña electoral se tratase. 

El Ejecutivo no teme ya la repetición de los comicios y hasta puede que intente forzarla rechazando cualquier condición que los socialistas pretendan imponer en una hipotética negociación, pero, oficialmente, siguen negando esa cuestión.



"Todo el mundo sabe que el Partido Popular no quiere que vayamos a terceras elecciones", sentenció este lunes la secretaria general, María Dolores de Cospedal, en un acto en Toledo. 

La número dos de Rajoy en el partido no desveló si su jefe volverá o no a presentarse a una segunda investidura y se limitó a ratificar que "la postura del PP sigue siendo la misma que el 21 de diciembre". "Necesitamos un Gobierno de estabilidad y confianza", repitió, sin desvelar si exigirán o no al PSOE que el pacto de investidura incluya también un acuerdo para aprobar los Presupuestos Generales del Estado. "El Gobierno tiene que ofrecer tranquilidad, seguridad y confianza, que es lo que necesitan los españoles", se limitó a contestar de nuevo. 

Los conservadores, aunque lo nieguen ("la postura de otros partidos [en referencia a a abstención de los socialistas] tienen que darla otros partidos", según la secretaria general), siguen a la espera de que se resuelva la crisis en Ferraz para empezar a moverse. De hecho, siguen con su estrategia de silencio respecto a esa cuestión: "Yo no me tengo que inmiscuir en lo que pasa en partidos que no son el mío", insistió. 

Pero sí opinó que es hora de "actuar pensando en el interés del conjunto de los españoles, no en en el de determinados líderes políticos", aunque Rajoy, en realidad, no tenga especial prisa por desbloquear la situación actual. De hecho, sigue sin dar un paso adelante para retomar la negociación. De momento, ni siquiera se ha puesto en contacto con la actual gestora que dirige en funciones al PSOE: "Cuando así sea, ya se lo comunicaremos", concluyó Cospedal.