Público
Público

Referéndum 1-O Colau hará "lo posible" para que se pueda votar sin poner en "peligro" al Ayuntamiento

La alcaldesa de Barcelona considera al Gobierno y a Rajoy máximo responsable de la actual relación entre Catalunya y el Estado. "El enquistamiento absoluto en la relación entre Catalunya y el Estado, es debido al inmovilismo del Gobierno popular demofóbico".

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, tras la ofrenda floral al monumento a Rafael Casanova con motivo de la Diada. EFE/Marta Pérez

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha asegurado este lunes que defenderá el ayuntamiento y a sus trabajadores, pero hará todo lo posible para garantizar el voto el 1-O ante la actitud del Gobierno liderado por Mariano Rajoy que tacha de inmovilista: "Lo que tiene Rajoy es cobardía por no querer escuchar al pueblo".

Lo ha dicho en un acto en el parque Can Zam de Santa Coloma de Gramenet (Barcelona) en el que también han participado el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, el coordinador general de CatComú, Xavier Domènech y la portavoz del partido, Elisenda Alamany.

Considera al Gobierno y a Rajoy máximo responsable de la actual relación entre Catalunya y el Estado y ha aclarado que, pese a que respetará a la institución y a los trabajadores que representa no lo hará porque le presidente lo dice, sino porque "el Ayuntamiento es de todos".

"El enquistamiento absoluto en la relación entre Catalunya y el Estado, es debido al inmovilismo del Gobierno popular demofóbico", ha afirmado.

Si bien considera que el Gobierno central es responsable, considera que desde Catalunya, las cosas no se están haciendo bien, porque cree que con la prisa del Govern, apoyado por JxSí, para celebrar el referéndum no sólo se enfrenta a la actitud del Estado sino que "dejan fuera a la mitad del país", algo que se ha comprometido a no permitir.

"Valentía es defender la pluralidad"

Ha criticado que desde el Govern y desde JxSí se les tache de equidistantes, de ambiguos y de cobardes: "¡Hasta aquí hemos llegado. No aceptamos lecciones de nadie y menos de convergentes que hasta hace poco no tenían ni idea de desobediencia civil!".

"Somos muchos los que hacíamos desobediencia por los derechos laborales y para parar desahucios; ¿Donde estaban los señoritos de CDC?; Estaban con el PP firmando las mismas leyes que nos reprimían y recortaban derechos sociales y laborales", ha censurado, y les ha exigido que no les den lecciones.

Colau ha defendido que hay una justa indignación en Catalunya porque desde el Estado "atrincherado tras jueces y fiscales, han enviado a la Guardia Civil" a hacer registros en empresas catalanas buscando elementos de la logística del 1-O -urnas, papeletas-, algo que le provoca vergüenza en un Estado de derecho.

Pero también ha avisado a los independentistas: "La valentía no es hacer lo que dicen los señores de JxSí. Valentía es defender la pluralidad", que Colau ve como el pilar clave de Catalunya.

Las prisas del Govern

Además, ha asegurado que "la historia les juzgará por la inteligencia y sensibilidad que se ha de tener en los momentos más difíciles "por lo que se ha comprometido a cuidar de la diversidad desde los valores del feminismo".

La portavoz de CatComú, Elisenda Alamany, se ha referido a las prisas del Govern para llevar a los catalanes a las urnas, y ha afirmado que los 'comuns' también tienen prisa, pero que su hoja de ruta "es la del 80%" y que cuando hablan de soberanía, hablan de decidirlo todo.

Al acto también ha asistido el secretario de organización de Podemos, Pablo Echenique; la portavoz del partido en el Congreso, Irene Montero; la secretaria de pluralidad y diversidad de la formación Meri Pita; el fundador Juan Carlos Monedero, y los miembros de la ejecutiva de CatComú, Gerardo Pisarello, Ernest Urtasun, David Cid, Xavier Matilla, entre otros.