Publicado: 26.10.2014 23:51 |Actualizado: 26.10.2014 23:51

Seis candidaturas para renovar IU Comunidad de Madrid

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Izquierda Unida Comunidad de Madrid (IU-CM) busca renovarse para ser un actor importante en el cambio político que parece posible tanto a nivel regional como en el Ayuntamiento, y todos los candidatos coinciden en que el proceso de primarias abiertas que está llevando a cabo es una clara muestra de esa renovación, que pretende dejar a un lado las disputas internas que dividieron en dos a la formación hace tan solo unos años y buscar la participación con todas las fuerzas políticas y sociales que tengan el mismo objetivo de cambio.

El paso atrás del coordinador regional, Eddy Sánchez, también ha sido interpretado en este sentido, y con las elecciones autonómicas y municipales a la vuelta de la esquina, son tres los tándemes de candidatos para encabezar las listas de IU al Ayuntamiento y a la Asamblea de Madrid. Los resultados de estas primarias se conocerán el 30 de noviembre, cuando todos los inscritos mayores de 16 años voten a Tania Sánchez, a José Antonio Moreno o a Julián Sánchez-Vizcaíno como cabezas de lista de la formación a la Comunidad; y a Raquel López, a Mauricio Valiente o a Lali Baquero como candidatos a la Alcaldía de Madrid.

De fondo, la sombra de Moral Santín, exvicepresidente de Caja Madrid-Bankia en representación de IU, y el escándalo de las tarjetas black de los consejeros y directivos de la entidad, cuatro de IU, oscurecen los objetivos de la formación. El proceso de investigación interna que abrió la federación madrileña por este asunto se ha saldado con la expulsión de un dirigente de segunda fila en el Parlamento madrileño. Antero Ruiz, que se ha negado a entregar su acta de diputado tal y como le exigió la formación tras la Presidencia Regional, ha sido señalado como "el responsable político directo" del uso de una de estas tarjetas opacas al fisco para pagar un recurso del partido contra el Gobierno de Esperanza Aguirre en plena lucha interna del PP por el control de la entidad nacionalizada.

Varias federaciones y parte de la madrileña han criticado esta decisión y la propia investigación por su ligereza, y piden una limpieza más profunda en IU-CM, algo que también se demanda desde parte de IU Federal, que investiga al mismo tiempo la gestión en Caja Madrid y el papel de los consejeros a propuesta de la formación. Aunque varios candidatos asegura a este medio que perciben un "interés mediático en hacer daños a la formación" con este asunto.

En el horizonte, las posibilidades de desbancar al PP del Gobierno regional y del consistorio pasan necesariamente por la convergencia con otras fuerzas y movimientos sociales, sobre todo tras los resultados de las pasadas elecciones europeas, que elevaron a Podemos como tercera fuerza política, muy cerca del PSOE, mientras que IU caía hasta la quinta posición.

El proyecto de Ganemos de Madrid, para las municipales, es una clara muestra de ello. En él participan partidos como Equo, Partido X, la propia Izquierda Unida y varios representantes de Podemos además de otras plataformas ciudadanas. A falta de que definan el modelo por completo y de que Podemos, que respaldará a Juan Carlos Monedero como candidato a la alcaldía, dé el paso definitivo hacia la integración en esta plataforma, sí está claro que la lista electoral que presente Ganemos será decidida mediante primarias abiertas en las que el candidato más votado en IU también tendrá que competir.

En la Comunidad de Madrid, IU-CM aprobó durante el verano que su estrategia para "ganar Madrid" debía pasar por un proceso similar al que se ha planteado en el ámbito municipal, sin obsesionarse con las siglas y buscando candidaturas unitarias y plurales conformadas mediante métodos puramente democráticos. Dentro de IU-CM son conscientes de hay unos candidatos con mejor perfil que otros para emprender este proyecto aglutinador, aunque en ese sentido, las pelota está más en el tejado de Podemos, que ya ha decido concurrir a las autonómicas por separado y con su marca electoral.

Tania Sánchez

Tánia Sánchez (1979) es quizás la cara más conocida de IU que opta a encabezar la lista a la Comunidad de Madrid. Su proyección mediática le ha permito presentar su discurso político en varias tertulias televisivas. Su trayectoria política empezó en su Rivas natal, donde fue concejala hasta que dio el salto a la política regional como diputada, puesto que ocupa actualmente. Su candidatura, en conjunto con la de Valiente al Ayuntamiento, representa al sector minoritario (49%) de IU Madrid resultante de la Asamblea de 2012, el sector más renovador y en la línea de la dirección federal de la organización.

Afirma que puede aportar "ilusión, fuerza para cambiar Madrid y que IU sea parte de la ola de cambio que está llegando". De este proceso de primarias espera una "confrontación democrática sana y limpia", aunque tiene la sensación "de que algunos no van a jugar del todo limpio".

"La situación es muy parecida a la Liga del año pasado, el Atlético de Madrid no era favorito pero acabó ganando"

 Prefiere explicar su proyecto para cambiar Madrid política y socialmente en términos futbolísticos. "La situación es muy parecida a la Liga del año pasado, el Atlético de Madrid no era favorito, pero iba partido a partido hasta que la ganó. Ahora toca ilusionar a la militancia para recuperar IU y poder recuperar Madrid. El siguiente partido será la convergencia, luego, si se da, la campaña y después llegará que toda la gente participe de un Gobierno que transforme la realidad cotidiana", afirma a Público.

Aunque su cercanía a Podemos traspasa el ámbito de lo político (es la pareja de Pablo Iglesias), remarca que conseguir la convergencia con otras fuerzas "no depende del candidato" y, pese al auge de Podemos en las encuestas y en los resultados de la elecciones europeas, piensa que "cada proceso de elecciones es diferente".

Respecto al escándalo de las tarjetas black de Caja Madrid, Sánchez es "de las que exigen responsabilidades políticas. Cada uno debe asumir su parte de responsabilidad en las decisiones y la gestión de la caja. Los procesos de expulsión son desagradables procesos de expulsión, pero los responsables políticos deben asumirlo por el bien de la organización", destaca. Sin embargo tiene claro que "lo del carpetazo y cierre en falso de la investigación interna son palabras que han puesto los medios de comunicación".

José Antonio Moreno

Antonio Moreno es el candidato que representa a la corriente mayoritaria (51%) de IU-CM a la Comunidad de Madrid. Con 46 años, su trayectoria ha estado siempre más ligada al ámbito del derecho que a la representación política. Con 46 años, se formó a caballo entre Madrid y Amsterdan y destacó como abogado desde principio de los noventa, asumiendo la portavocía de la plataforma SOS Racismo. También es, entre otras cosas, asesor jurídico confederal de Comisiones Obreras en materia de Migraciones y asesor experto en inmigración del Comité Económico y Social de la UE, además de coordinador de IU en el distrito de Salamanca.

En conversación con Público, Moreno asegura que su objetivo es ganar estas primarias para "articular una mayoría social de izquierdas que se traduzca en mayoría política de izquierdas", una tarea "apasionante" para la que cree "imprescindible la convergencia" con todas las opciones políticas con el mismo objetivo. Aunque critica la "obsesión mediática" con Podemos, que a su juicio "suscita una curiosidad excesiva". No puede negar que el "vuelco electoral que necesita Madrid" pasa por trazar acuerdos con la formación de Pablo Iglesias y otras, pero tiene claro que "la convergencia no puede ser un fin en sí mismo", sino sólo el medio a través del que desalojar al PP y su modelo económico-político de las instituciones.

"La convergencia no puede ser un fin en sí mismo, sino un medio para el cambio en Madrid""Tenemos buenos mimbres para el acometer ese proceso de convergencia. Es mucha responsabilidad la que tenemos la gente de izquierdas de Madrid, y en nosotros está facilitar esos procesos, siempre desde lo sensato", subraya, aunque entiende que "es algo prematuro adivinar las pautas concretas de cómo se llevará a cabo".

Según explica, este proceso de primarias son "un ejemplo a nivel de todo el Estado de lo que es un proceso limpio, transparente, democrático y abierto no sólo a los afiliados, sino también a los simpatizantes", valora la decisión del coordinador regional de no presentarse a las primarias, "permitiendo el juego de candidaturas que muestras la pluralidad en la organización". Sin embargo, critica la "negligencia de la dirección" en cuanto al reglamento de estas primarias, ya que considera un desacierto que no se haya definido claramente los medios, locales, convocatorias de actos y acceso a medios de comunicación de los candidatos. Lo achaca a "la primera vez" de esta experiencia, pero opina que la proyección mediática de otros candidatos perjudica tanto a su candidatura como a la de su tándem, Raquel López.

Julián Sánchez-Vizcaíno

Julián Sánchez-Vizcaíno, de 52 años, fue el tercer nombre que apareció como candidato a las primarias. Histórico dirigente de la federación, de gran arraigo en la federación y ahora en minoría en la Ejecutiva regional.

Asegura que el suyo es un perfil de "experiencia política, de gestión pública y de visión de conjunto", resultado de su "activismo político, dedicación profesional y responsabilidades en la coordinación de la propuesta programática de IU Madrid, en la que he intentado siempre impulsar la elaboración colectiva y muy participativa de los proyectos". Su apuesta de candidatura es la de "un equipo que cree tanto en la vigencia del proyecto de IU como rechaza el inmovilismo".

"Creemos en la vigencia del proyecto de IU pero también rechazamos el inmovilismo"

Pese a su edad, asegura que "qué mejor renovación que no haber sido nunca cargo público y no depender de la política para ganarme la vida. Su prioridad es "salvar de la pobreza a las miles de personas que viven en Madrid en dramáticas condiciones, dar visibilidad y dignidad a las clases trabajadoras y ofrecer un futuro también digno a los y las jóvenes", y para conseguirlo cre necesario "un programa compartido" en una "convergencia política a la que IU puede aportar un valiosísimo patrimonio de medidas y ejes de actuación en diferentes políticas públicas".

Para Sánchez-Vizcaíno, el auge de Podemos en Madrid "tiene que ver con el desafecto de la ciudadanía a unas instituciones representativas que, en muchos casos, se han patrimonializado por profesionales de la política alejados de los problemas reales". Frente al discurso transversal de la formación liderada por Iglesias, este candidato cree  "que para que sea posible y útil una experiencia como Ganemos en el ámbito autonómico es indispensable que las clases trabajadoras y, en general, el mundo del trabajo encuentren en una iniciativa como esta un referente claro y preciso en la izquierda".

A raíz de la participación de miembros de IU en la gestión de Caja Madrid, estima más necesario que cortar cabezas "crear un grupo de trabajo que estudie y defina con rigor los imperativos éticos, jurídicos y políticos a los que se debe vincular la actuación de las personas propuestas por IU en cualquier institución", sobre todo, "el control eficaz y real de su cumplimiento".

Mauricio Valiente

Mauricio Valiente, de 48 años, es la apuesta del 49% de IU-CM para luchar por la alcaldía. Actualmente es diputado de la formación en la Asamblea de Madrid, pero tiene claro que su tarea actual es "cambiar Madrid desde la gestión de su Ayuntamiento", pero también "cambiar a la izquierda poniendo énfasis en la conexión del Consistorio con los movientos sociales y con la calle. Eso requiere otras caras y otras formas de hacer las cosas", destaca a Público.

"Es un contexto difícil para IU, pero también ilusionante por poder sumar a todas las fuerzas que quieren un cambio"

Su trayectoria política siempre ha estado ligada a los movimientos sociales y plataformas ciudadanas, sobre todo en lo relativo a la inmigración. Define el momento actual como "contexto difícil para IU, pero también muy ilusionante para poder sumar a todas las fuerzas que quieren un cambio, y creo mi perfil podía ayudar en ese sentido".

Su objetivo en participar activamente en Ganemos Madrid. "He estado implicado en la lucha contra los desahucios, participando activamente en las movilizaciones ciudadanas. Es de ahí donde vengo. Soy diputado transitoriamente, porque no tengo carrera vinculada a la representeación y eso es algo que necesita no sólo IU sino todo el proyecto que queremos poner en marcha", defiende. Su discurso habla más de "unidad popular" que de "unidad de la izquierda", aunque tiene claro que "si los partidos de izquierdas no estamos en este proyecto común, todo será un fracaso y defraudaremos a sociedad, pero un acuerdo entre partidos también propiciará eso".

Lo que defiende Valiente es "generar un movimiento de amplia base ciudadana que dé protagonismo a esos sectores que están consiguiendo éxitos", como la Marea Blanca por la Sanidad o las plataformas antidesahucios. Participación de la ciudadanía en la política de su ciudad, al fin y al cabo.

Raquel López

La concejala y portavoz municipal de Medio Ambiente, Raquel López, de 35 años, fue elegida junto a Moreno por casi 50 asambleas del partido para ser la candidata a la alcaldía. Esta candidatura es fruto de un trabajo de más de una legislatura contraponiendo el modelo de gestión de IU al del PP en cada pleno municipal. Predijo la huelga de barrenderos y jardineros de 2013 y también dio la batalla en los plenos contra la cesión de la Finca de Torrearias, de titularidad pública, al Opus Dei, algo que finalmente no se llevará a cabo.

"Es un momento histórico y creo que puedo aportar mucho para el cambio y a la convergencia"Aunque no le gusta que la etiqueten como la candidata del 51%, porque todos su cargos han sido a propuesta del Partido Comunista, siempre ha sido defensora del portavoz municipal, Ángel Pérez, el mayor valedor de Moral Santín y para el que varios sectores han pedido la dimisión. López aporta "conocimiento, juventud, ilusión y mucho trabajo previo en el Ayuntamiento durante estos años", argumenta.

"Es un momento histórico y creo que puedo aportar mucho para el cambio y a la convergencia", afirma, aunque siempre marcando las distancias, "desde el respeto" con Podemos y "sin complejos en decir que somos de izquierdas, republicanos y anticapitalistas". Apoyará el trabajo en la plataforma Ganemos, algo aprobado en por el Consejo Político Regional por amplia mayoría, "sin preocuparnos de las listas electorales y siendo generosos", apostilla.

La bandera de su candidatura es acabar con la gestión de los servicios públicos "en manos de los amigos del PP, de las grandes constructoras", y promete dar la batalla por la remunicipalización de los servicios públicos de la capital, "siempre sin engañar a los madrileños, porque el PP ha dejado los contratos bien atados", por lo que el proceso tardará en realizarse si llega a ser alcaldesa.

Lali Vaquero

Eulalia Vaquero (1956), o Lali, como se la conoce, es la candidata a la Alcaldía de una corriente antigua en IU. Es portavoz adjunta de IU en la Asamblea de Madrid y su área de acutación siempre ha estado vinculada con la defensa de la educación pública desde el Consejo Escolar de la Comunidad de Madrid o desde la Federación de Asociaciones de Madres y Padres Francisco Giner de los Ríos.

De su larga trayectoria de participación en organizaciones sociales de nivel regional y estatal, en las que ocupó puestos de máxima responsabilidad,  aprendió "a escuchar y respetar a los diferentes actores, a trabajar en equipo gestionando su pluralidad para alcanzar acuerdos", apunta. Para ella, "el reconocimiento de la pluralidad interna de IU es clave", y sus apoyos "proceden de ese espacio plural en el que no les gusta el bipartidismo ni en IU nifuera de IU", algo fundamental según ella para la apuesta de la formación por el proceso de convergencia.

"Apuesto por un proyecto emancipatorio y colectivo para actuar en lo concreto: en los problemas de la gente"

Esta veterana política "orgullosa" de sus años de trabajo y de la huella que han dejado en ella, describe el momento actual como "tiempos complejos y confusos en los que algunos se empeñan en transmitir que valen más las formas que el fondo, que prima más la imagen individual que el proyecto colectivo", y por eso piensa que es en este contexto en el que hay que "poner en valor la política con mayúsculas, defendiendo una alternativa de izquierdas real donde se vea referenciada la lucha de los y las trabajadoras, un proyecto emancipatorio y colectivo para actuar en lo concreto: en los problemas de la gente".

Se refiere con eso al proyecto de Ganemos Madrid, en el que "de inmediato", si sale cabeza de lista de IU, se empleará junto a "compañeros y compañeras que llevan mucho tiempo trabajando en estos espacios".

También es crítica con la gestión de la federación regional en la comisión de investigación sobre el caso de la tarjetas opacas de Caja Madrid, aunque asegura que "nadie en IU conocía la existencia de esas tarjetas y los que las tenían, afortunadamente están fuera de la organización desde hace años". "Hubiera preferido un planteamiento más ambicioso y haber dotado a la comisión de capacidad suficiente para que pudiera haber llegado a conclusiones más rigurosas de la que ha sido capaz de llegar", puntualiza, y añade que habría que "consultar a la militancia sobre si IU tiene que estar en esas empresas u organismos y bajo qué criterios".


http://www.quoners.es/debate/que-crees-que-le-ha-hecho-perder-votos-a-izquierda-unida