Público
Público

CORRESPONSABILIDAD Más del 80% de personas que solicitan excedencias para cuidados son mujeres

En España el 85% de las mujeres siguen encargándose del trabajo doméstico y el 95% se ocupa del cuidado de los hijos, según datos de Eurostat

Publicidad
Media: 3
Votos: 2

Una mujer mayor pasea con su cuidadora. EFE

Más del 80% de personas que solicitan excedencias para cuidar de menores o mayores son mujeres, según un estudio elaborado por OBS Business School que lleva por lema 'Conciliación, empleabilidad y jubilación'.

Los autores del estudio señalan que la incorporación de la mujer al mercado laboral ha sufrido "cambios significativos" en las últimas décadas con una incorporación "creciente y estable" en el mercado laboral. Sin embargo, añaden, "no ha habido un cambio igual de significativo en el reparto del trabajo no remunerado y de cuidado".

En este punto, indican que el porcentaje de hombres de 16 años y más que cuidan personas dependientes es de un 9,6% frente al 13,2% de mujeres. Según la Encuesta Nacional de Condiciones de Vida, los hombres dedican de media 39,7 horas semanales al trabajo remunerado frente a un 33,9 de las mujeres, una distancia mucho mayor en el trabajo no remunerado, donde los hombres dedican semanalmente 14 horas frente a las 26,5 de las mujeres.

En el caso de las excedencias por cuidado de menores, el estudio indica que representaron el 92,6% en el año 2016 y el 84,04% en las excedencias vinculadas al cuidado de familiares dependientes.

Un 2% de las parejas comparten las semanas del permiso de maternidad

En cuanto a los permisos de paternidad y maternidad, el informe subraya que se equipararon en número en el 2017. Respecto al permiso de maternindad, en 2008 un total de 359.160 personas (el 98% de ellas mujeres) solicitaban este permiso mientras que en el año 2017 lo hicieron 268.328 (el 98% de ellas mujeres).

Mientras, el permiso de paternidad fue solicitado en 2008 por 279.756 personas mientras que en el 2017 lo hicieron 264.632 padres. La opción de compartir parte de las semanas del permiso de maternidad con el otro progenitor no ha sufrido cambios sustanciales y se ha mantenido en un 2%, según indica el documento.

El informe también pone el foco en el hecho de que las mujeres reciben una ganancia media anual inferior a los hombres en casi todas las ocupaciones. Así, la brecha salarial de género obtiene su puntuación máxima con 32 puntos porcentuales en la ocupación de trabajadores no cualificados en servicios (excepto transportes) y la menor en la ocupación de técnicos y profesionales científicos e intelectuales de la salud y la enseñanza que representa 12 puntos porcentuales.

En materia de jubilación, el estudio incide en que las mujeres representan el 37,7% de las personas que reciben una prestación vinculada a la jubilación y revela que, además de estar infra-representadas en el acceso a estas prestaciones, el resultado de trayectorias laborales distintas entre hombres y mujeres causa una cuantía desigual para hombres y mujeres: los hombres cobran de media 1.240,41 euros mientras que las mujeres obtienen 791 euros, lo que supone una brecha salarial en las pensiones de un 36,2%.

Casi el 90% de las cuidadoras son mujeres

En la misma línea, otro estudio realizado por la Fundación Edad&Vida constata que el 89% de los cuidadores en España son mujeres, la mayoría cónyuges e hijas, con edades comprendidas entre los 45 y los 65 años.

Según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), en enero de 2017 había en España 8,7 millones de personas con más de 65 años, un 18,8% sobre el total de la población (46,5 millones). Por ello, desde Edad&Vida advierten de que "el progresivo envejecimiento de la población española tiene como consecuencia el aumento de las personas con algún tipo de enfermedad crónica y/o en situación de dependencia" por lo que las personas cuidadoras desempeñan tareas muy variadas.

Las mujeres mayores son cuidadas mayoritariamente por sus hijas

Por lo general, y según los datos del INE, la persona que cuida de los hombres mayores que necesitan ayuda son sus cónyuges (38,8%), seguidas de sus hijas (21,7%). En el caso de las mujeres mayores que necesitan ayuda, se invierte el orden y son las hijas (35,4%) las que fundamentalmente se hacen cargo de los cuidados, seguidas de otros familiares y amigos (13,3%), mientras que sus parejas varones solo se encargan de ellas en el 12,5% de los casos. Con respecto a las personas con discapacidad, tres de cada cuatro cuidadores son mujeres, porcentaje que se eleva hasta el 85% en el caso de las personas en situación de dependencia.

A pesar de la incorporación creciente de la mujer al trabajo, del descenso de natalidad, el aumento de la esperanza de vida y del cambio en las relaciones intrafamiliares, en España el 85% de las mujeres siguen encargándose del trabajo doméstico y el 95% se ocupa del cuidado de los hijos (según datos de Eurostat).

Para la Fundación Edad&Vida, "es necesario un reconocimiento explícito a nivel social hacia la labor y el esfuerzo que realizan estas cuidadoras, puesto que, sin ellas, los actuales servicios de atención social y sanitaria estarían completamente colapsados".