Público
Público

25-N Críticas al Ayuntamiento de Zamora por utilizar chistes machistas en una campaña contra la violencia de género

El consistorio se defiende asegurando que sólo pretende "educar a la sociedad". Es la segunda polémica de este tipo, tras las críticas por el cartel publicitario de la Feria del Libro de Zamora, en el que se utilizaba a la mujer como objeto de reclamo.

Publicidad
Media: 3.67
Votos: 3
Comentarios:

Críticas al Ayuntamiento de Zamora por utilizar chistes machistas en una campaña contra la violencia de género

El Ayuntamiento de Zamora ha promovido una campaña de cara al 25 de noviembre, Día Internacional por la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres, pero la iniciativa está recibiendo numerosas críticas.

Los carteles de la campaña, que reinvidica que "la violencia hacia las mujeres no es un chiste", incluyen varios de esos chistes machistas que pretenden criticar. "¿En qué se parecen las mujeres a las pelotas de frontón? En que cuanto más fuerte les pegas antes vuelven" o "¿Qué hace una mujer fuera de la cocina? Turismo" son sólo algunos de los chistes machistas publicados en los paneles de Zamora.

La activista y feminista Yolanda Domínguez ha denunciado a través de su cuenta de Twitter la campaña, tachándola de "absolutamente vergonzosa".

La campaña ha despertado la polémica y la presidenta del Consejo Municipal de la Mujer, Laura Rivera (Izquierda Unida), que ha presentado este martes la iniciativa, ha destacado que "sólo se trataba de educar a la sociedad", a través de un comunicado que ha emitido el Ayuntamiento.

Rivera asegura que se trata de una "denuncia y toma de conciencia de ciertas actitudes de la vida cotidiana, que están normalizadas, pero que van generando un concepto de la mujer que puede engendrar falta de respeto y al final violencia". La iniciativa fue una propuesta de la agencia de publicidad Touché.

"Una alegoría sexista de la lectura"

En junio de este año, el Ayuntamiento de Zamora ya era criticado por una situación similar. El cartel que promocionaba la Feria del Libro utilizaba a la mujer como objeto de reclamo, representando el cuerpo desnudo de una mujer con un libro en su espalda. 

El grupo de Feminismo del partido Podemos de Zamora denunció esta publicidad, asegurando que simulaba "una alegoría sexista de la lectura, que utiliza los estereotipos publicitarios del cuerpo de la mujer como mero objeto publicitario".