Publicado: 10.04.2015 12:57 |Actualizado: 10.04.2015 12:57

La facultad de Derecho de la UCM prohíbe un debate antifascista

El Decanato del centro, que había aprobado el acto, lo suspendió  repentinamente poco antes de comenzar argumentando que faltaban "formalidades".

Publicidad
Media: 3.67
Votos: 6
Comentarios:
La presentadora del debate de la Asociación Jorge Dimitrov junto al abogado Erlantz Ibarrondo durante el acto. PÚBLICO

La presentadora del debate de la Asociación Jorge Dimitrov junto al abogado Erlantz Ibarrondo durante el acto. PÚBLICO

MADRID. -Ayer jueves, 9 de abril, iba a tener lugar un debate Contra la Represión Institucional y Policial en el Estado Español en la Facultad de Derecho de la Universidad Complutense de Madrid. El encuentro, en el que varios represaliados antifascistas iban a exponer sus testimonios, había sido aprobado por el Decanato y cumplía todos los requisitos y permisos requeridos.

Organizada por el Bloque Antifascista Estudiantil de la Ciudad Universitaria (BAE) y la Asociación Universitaria Jorge Dimitrov, el debate contaba como ponentes con Diego de la Caza de Brujas del 20N, detenidos tras denunciar los actos fascistas en celebración del 20N en la Complutense, Rubén de Los 6 de Pozuelo, detenidos a punta de pistola y con graves destrozos en sus residencias tras una denuncia falsa interpuesta por fascistas de ese mismo municipio, Dani y Jorge de Distrito Catorce, detenidos por interrumpir un pleno en Moratalaz denunciando los desahucios, y Alfon, detenido durante la Huelga General 14-N, acusado, sin pruebas, de tenencia de explosivos y condenado a 4 años de cárcel. A ellos se unía el abogado especializado en represión y movimientos sociales Erlantz Ibarrondo.

Todo estaba perfectamente preparado hasta que, pocos minutos antes de comenzar, fue repentinamente prohibida por el Decanato de la Facultad de Derecho. Afortunadamente, el decano de la vecina Facultad de Geografía e Historia, al enterarse, ofreció su espacio docente para acoger el acto y este se pudo celebrar.

Aunque los organizadores tuvieron que avisar precipitadamente del cambio de hora y lugar por las redes sociales temiendo que el público se perdiese, a pesar de los inconvenientes, a las 12.45 empezaba en el aula 06 de la Facultad de Historia con enorme expectación y afluencia de público. Al parecer, este acoso y boicot de asociaciones estudiantiles antifascistas o de izquierdas no es una novedad en la Facultad de Derecho.



Al ser preguntada la representante de la Asociación Universitaria Jorge Dimitrov, que ejercía de moderadora del debate, explicó:
“Nosotros pedimos un espacio hace una semana, que nos concedieron, y ayer por la tarde, sobre las 6 o así, nos mandó un correo la vicedecana diciendo que faltaban formalidades, como era que no habíamos dado el nombre de los ponentes, o que no habíamos dicho de qué era la charla, o que habíamos cambiado el fin, cuando no se pide nunca. A nosotros nunca nos lo habían pedido antes, ni está en el reglamento. Porque nos lo hemos leído buscando ese requisito y no está. Y esa fue, en principio, la razón por la que decían que nos revocaban el espacio concedido”.

La negociación continuó al día siguiente: “Hoy hemos pedido una reunión con el Decano, que no estaba, nos ha atendido la persona que le sustituye y las razones han sido bastante pobres. Nos ha dicho que ‘era rememorar situaciones dolorosas del pasado’. Aunque no nos ha dicho exactamente cuáles. Que las personas que iban a exponer sus casos habían sido detenidas ‘en manifestaciones ilegales y a saber por qué’. Nos han llegado a negar incluso que hubiésemos respondido al correo de la vicedecana supliendo todas las formalidades que nos exigieron ayer a última hora y que nos faltaban porque las desconocíamos. Tachándonos de mentirosos por afirmar que habíamos contestado y cumplimentado todas las exigencias. Cuando la vicedecana nos había contestado, así que sí lo había leído. Tenemos pendiente reunirnos con el Decanato y pedir explicaciones”.

Rubén, represaliado junto a los 6 de Pozuelo a pesar de no haber tomado parte en las manifestaciones, ha explicado la escandalosa situación en esa facultad:

“Es una cuestión hegemónica en la Facultad de Derecho, en la que por suerte o por desgracia estudio. Cojea de un pie y va a seguir cojeando de ese pie durante mucho tiempo. Hay un doble rasero. Podemos hablar de una de las facultades más reaccionarias de las que tenemos en todo el estado. Y lo es porque no cambia la gente. Es decir: siempre es el padre, el hijo y el espíritu santo. Llevan reinando en esa facultad desde la Transición. Si Sicluna [refiriéndose a la vicedecana de la facultad de Derecho Consuelo Martínez-Sicluna y Sepúlveda, una orgullosa y agresiva falangista, como se puede constatar en charlas como la que dio sobre La causa de la Falange en la División Azul en la misma facultad en la que los criminales batallones que colaboraron con los nazis no parecen ‘rememorar situaciones dolorosas del pasado’ cuando es la propia vicedecana la que se salta la Ley de memoria Histórica y hace apología del fascismo] ha pertenecido a lo que ha pertenecido y es lo que es, es decir: si ponéis su nombre en Google los primeros 70 enlaces van a estar vinculados con falangistas o fascistas, no hay que sorprenderse de ese doble rasero. Por ejemplo: cuando nosotros nos constituimos como asociación pedimos un local… sólo se nos dio un pin de Dimitrov. Literalmente: pedimos financiación y un local y nos dieron un pin”.

A la pregunta de si existen asociaciones de extrema derecha a las que sí se les concede financiación y un local responde que “Por supuestísimo que sí. Grupos como la Asociación Cultural Dinamo, que fue disuelta, no por el Decanato, sino por la presión de los estudiantes, por apología del nazismo al solidarizarse con el partido nazi griego Amanecer Dorado, tuvo su local. Y hoy en día tienes un abanico de grandes asociaciones estudiantiles como puede ser la que está en contra del aborto, la católica, la ultracatólica, la muy en contra del aborto, la súper-en-contra-del-aborto, la de juventudes del PP, la otra de juventudes del PP, el Foro Francisco de Vitoria [una asociación ultracatólica que hace apología de la sublevación militar de 1936]…, asociaciones muy apoyadas por el Decanato que nos traen a grandes ponentes como al arzobispo Rouco Varela, a Pío Moa, grandísimo historiador, conocidísimo en esta facultad a la que no había venido nunca… Y encima luego salen en la televisión diciendo que ‘está gobernada por los rojos’, es increíble”.

A pesar del acoso, el debate transcurrió sin incidentes y durante el mismo se pudieron escuchar los testimonios de estos jóvenes represaliados desde distintos ámbitos del PP y la Iglesia. A continuación se abrió un animado debate.
Una vez acabado el mismo, la asociación Jorge Dimitrov declaró su intención de, a pesar de las constantes represiones académicas que viene sufriendo, exigir al Decanato una rectificación y explicaciones, así como un cambio de actitud que permita la pluralidad y libertad de la que la facultad de derecho debería hacer gala.