Publicado: 01.09.2015 10:07 |Actualizado: 01.09.2015 19:09

La Guardia Civil estudia volar toneladas de material explosivo en la pirotecnia siniestrada en Zaragoza

Una patrulla localiza de madrugada restos humanos de la sexta víctima mortal de las explosiones mientras los forenses preparan pruebas de ADN para identificar los cadáveres de los fallecidos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Fotografía facilitada por la Diputación Provincial de Zaragoza, de un bombero de la DPZ entrando ayer en la zona de la explosión en la Pirotecnia Zaragozana. EFE

Fotografía facilitada por la Diputación Provincial de Zaragoza, de un bombero de la DPZ entrando ayer en la zona de la explosión en la Pirotecnia Zaragozana. EFE

ZARAGOZA. -Los artificieros de la Guardia Civil están valorando si las toneladas de material explosivo que no sufrieron deflagraciones durante la cadena de explosiones registrada el lunes en las instalaciones de Pirotecnia Zaragozana, en la capital aragonesa, deben ser destruidas mediante voladuras controladas ante la posibilidad de que hayan quedado afectadas y su presencia en la zona, o su posterior empleo, genere nuevos riesgos para la seguridad.

Los Tedax de la Comandancia de Zaragoza están realizando desde primera hora de la mañana de este martes inspecciones para determinar qué deben hacer con ese material, según han confirmado fuentes del instituto armado.

Por otro lado, una patrulla ha hallado esta madrugada, en torno a las 5.00 horas y mientras realizaba un servicio de vigilancia por el perímetro de las instalaciones siniestradas, restos humanos que, en principio, corresponderían a la sexta víctima mortal de las explosiones, a la que ayer se daba por desaparecida.

ADN para identificar a los fallecidos

Los forenses del IMLA (Instituto de Medicina Legal de Aragón) tienen previsto tomar hoy muestras de ADN a los familiares de los trabajadores fallecidos para tratar de identificar los cadáveres, que quedaron irreconocibles como consecuencia de las explosiones.

Uno de los seis trabajadores heridos en el siniestro, J. M. E. O., ha sido dado de alta esta mañana en el hospital Miguel Servet, donde A. R. M. y P. M. M. C. permanecen en observación con pronóstico leve, según informa el Gobierno de Aragón.
Los otros tres heridos en el siniestro se encuentra ingresados en las UCI del Servet y de hospital Clínico: S. L. C., con pronóstico muy grave; R. E., grave, y A. L. C., estable dentro de la gravedad.

Este es el tercer siniestro con víctimas en unas instalaciones de Pirotecnia Zaragozana desde 1973. Entonces fallecieron cinco trabajadores en la fábrica de Utebo, mientras que otro más perdería la vida en una explosión registrada en 1994.



Psicólogos para apoyar a las familias

Tanto el Gobierno de Aragón, que ha movilizado un equipo de psicólogos y de asistentes sociales para atender a las familias de las víctimas, como el Ayuntamiento de Zaragoza, han decretado para este martes 1 de septiembre una jornada de luto oficial en la comunidad.

Por su parte, el consistorio ha abierto una investigación para determinar si las instalaciones de Pirotecnia Zaragoza tienen todos los permisos en regla.

Tanto la Guardia Civil, que tiene el apoyo de agentes y perros del Servicio Cinológico de El Pardo para las tareas de rastreo, como los Bomberos, han abierto sendas investigaciones que serán coordinadas por la magistrada del Juzgado de Instrucción número 10 de la capital aragonesa.

El accidente laboral más grave del año 

Por otro lado, el responsable de Seguridad Laboral de UGT Aragón, José de las Morenas, señaló en declaraciones a Radio Zaragoza que el accidente registrado este lunes en las instalaciones de Pirotecnia Zaragozana es el de mayor gravedad que se ha registrado en lo que va de año en Zaragoza.

El hallazgo efectuado por la patrulla de la Guardia Civil la pasada madrugada eleva la gravedad del siniestro: seis fallecidos y seis heridos, tres de ellos con pronóstico grave o muy grave.