Público
Público

Menos tráfico en el centro de Madrid y 'mano izquierda' con los infractores

Primeras horas de restricción al tráfico en el centro de la capital a los vehículos con matrícula par con reducción notable de tráfico. La Policía local informa a los infractores e impone las primeras multas. "Parece un día de verano", asegura un agente a PÚBLICO.

Publicidad
Media: 5
Votos: 1
Comentarios:

Agentes de la Policía local de Madrid informan a los vehículos en la Plaza de España. /J. Y.

MADRID.- Madrid ha amanecido este jueves bajo la medida inédita que supone la primera restricción a la circulación en España motivada por elevados índices de contaminación del aire. Desde las 6.30 horas sólo los vehículos cuya matrícula acabe en número impar pueden circular por la almendra central de la ciudad.

La realidad es que el día va transcurriendo con mucho menor densidad de vehículos en las carreteras de circunvalación, en los accesos a la capital y las calles del interior de la M-30. Como ha podido comprobar PÚBLICO a las 8:00 de la mañana por la A-5 dirección Madrid, había muy pocos vehículos accediendo a la ciudad con matrículas pares. Ya tanto en la cuesta de San Vicente como en la plaza de España se reducía mucho más esa cifra.

La medida, que se prolongará hasta las nueve de la noche, se establece en el Escenario 3 del Protocolo programado por el Ayuntamiento de Madrid para episodios de alta contaminación por dióxido de nitrógeno y con predicciones meteorológicas desfavorables como las que se dan desde hace varias días con ausencia de lluvia y viento.

Esta medida histórica contempla algunas excepciones. Sí pueden moverse por la ciudad, entre otros, los autobuses municipales, los taxis, las bicicletas, las motocicletas, los vehículos ocupados por un mínimo de tres personas, los que dispongan del distintivo "cero emisiones" y los de personas con movilidad reducida.

También los vehículos de los servicios esenciales (policías, bomberos, limpieza....), los híbridos no enchufables y los de los profesionales cuya hora de inicio o de fin de jornada laboral esté fuera del horario de cobertura del transporte público (de 0.00 a 6.30 horas) pueden circular por toda la ciudad.

Pero este jueves se une a la restricción de la circulación a la mitad de los vehículos, la limitación de velocidad en la M30 y en las vías de acceso a Madrid a 70 kilómetros por hora y también se mantiene la prohibición de aparcar a los no residentes en las zonas de estacionamiento regulado (SER).

Normalidad y reducción del tráfico en un 8%

A las 11 de la mañana, han informado de la situación la delegada de Medio Ambiente y Movilidad, Inés Sabanés, y la directora general de Sostenibilidad y Control Ambiental del Ayuntamiento, Paz Valiente. Así, la intensidad del tráfico tanto en el centro de la ciudad como en la M-30 entre las 7 y las 8 horas ha caído un 8% y el transporte público está funcionando "con una fluidez fantástica".

Valiente ha asegurado que la aplicación del escenario 3 del protocolo contra la contaminación es de "normalidad absoluta". También se está respetando la velocidad media de 70 km/h. Policía Municipal y Agentes de Movilidad han trasladado al área que "todo funciona con normalidad". Estos cuerpos están "informando de la situación cuando hay duda" y "se está respetado la medida de restricción de matrículas", ha añadido.

El Consorcio Regional de Transportes ha informado de que los servicios están "llegando con una fluidez fantástica". "Mayor fluidez" también se ha registrado en el caso de los autobuses de la EMT, con un mayor nivel de usuarios "aunque asumible", ha destacado.

A una pregunta de la prensa, la delegada ha recordado que en el Pleno se aprobó llevar al
Consorcio Regional la gratuidad del transporte público
en periodos de alta contaminación ya que esto, incluso para la EMT, depende de este órgano regional. Todavía no se ha contestado a esa petición del Ayuntamiento, ha dicho.

Sabanés ha destacado que el protocolo cuenta con excepciones, por ejemplo, "cuando hay que volver a la ciudad". Lo ha dicho pensando en el domingo 1 de enero y en el posible escenario a activar, todo para que la ciudad vuelva a la "normalidad".

Ante el anuncio que ha hecho Ciudadanos de que solicitará más excepciones, Sabanés ha contestado que tampoco se pueden permitir tantas y tan variadas "que al final impidan el objetivo de protección" aunque se tendrán en cuenta las aportaciones de los grupos. A eso ha sumado que el protocolo heredado del PP no incluía excepciones como el de Ahora Madrid y habría provocado una "operación jaula en la ciudad".

Los agentes de Policía procuran "no multar"

Un agente de Policía: "Lo cierto es que hoy parece que es un día de verano, sí que hemos notado que hay muchos menos coches"

"Lo cierto es que hoy parece que es un día de verano, sí que hemos notado que hay muchos menos coches. Por ejemplo, aquí (en la cuesta de San Vicente) normalmente hay un atasco importante con dos filas de coches y hoy apenas hay", asegura a PÚBLICO un agente de la Policía local apostado en la esquina entre Plaza de España y Gran Vía y que vigila a los vehículos que pretenden acceder a la importante artería de la capital, también afectada por el Plan Especial de Movilidad por las fiestas navideñas.

Mucha información y escasas sanciones

A los vehículos que no cumplan con esta restricción se les impondrá una sanción de 90 euros, que se podrá ver reducida a 45 euros por pronto pago. Es semejante a entrar en un Área de Prioridad Residencial sin ser residente y la misma cantidad si se aparca en el estacionamiento regulado (SER) sin estar autorizado.

Precisamente, la imposición de sanciones está suponiendo la mayor de las polémicas en estas primeras horas de activación de la restricción. Algunos agentes de Policía local consultados por PÚBLICO aseguran que han recibido la orden de parar de forma aleatoria a los vehículos que circulan con matrícula par, informar y si se considera pertinente imponer la sanción correspondiente. Pero, en principio, los agentes tratan de no multar. Otros, incluso, observan que hoy "estamos aprendiendo todos, nosotros, los coches y vosotros los periodistas".

En la plaza de España, bajando por la calle Princesa en dirección hacia la Gran Vía y la cuesta de San Vicente, dos agentes atienden a PÚBLICO. Acaban de detener a un vehículo que circulaba con matrícula par y su conductora, de nacionalidad polaca, no posee un permiso de circulación válido en España. Los agentes llaman a la central, advierten a la ciudadana de la irregularidad pero finalmente la dejan continuar.

Aspecto de la Gran Vía dirección a Callao con escasez de vehículos. /J. Y.

"La orden que tenemos que la de tener cierta mano izquierda, informar de la medida y, llegado el caso, multar", asegura un agente

"En lo que llevamos de mañana habremos parado a dos o tres vehículos", aseguran sobre las incidencias que se han encontrado en las primeras horas de la excepcional medida. "La orden que tenemos que la de tener cierta mano izquierda, informar de la medida y, llegado el caso, multar", comenta uno de ellos, que añade que "a los que estamos parando argumentan que no se habían enterado de la medida". Ambos se tapan la cara con mascarilla: "Nadie nos obliga a ponerlas y ni siquiera nos las dan. Tenemos que pedirlas a la gente del SAMUR pero si estamos aquí toda la mañana nos tragamos todo el humo de los coches", se lamenta uno.

Otro control policial se ha instalado en la calle Cea Bermúdez, a la altura del Hospital Clínico, para vigilar a los vehículos que acceden a la capital por la A-6. Allí, la dinámica es la misma. Pero algunos vehículos ya han recibido la sanción de 90 euros por portar la prohibida matrícula par. Otros controles están situados en Plaza de Castilla o en Avenida de América. Además de los controles fijos instalados los diferentes puntos de la capital, las patrullas de Policía local que circulan por las calles detendrán a los vehículos que vean circulando con dicha matrícula. 

A las 10.45 horas está previsto que la delegada de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid, Inés Sabanés, acompañada de la directora general de Sostenibilidad y Control Ambiental, Paz Valiente, informen sobre la evolución del episodio de alta contaminación que afecta a la capital y la previsión para los próximos días.

El mantenimiento de las actuales medidas o la adopción de otras nuevas está condicionado a las previsiones meteorológicas que, según la portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), Ana Casals, protagonizarán el sol y la ausencia de viento debido al anticiclón que se ha instalado en la capital.

Ello favorecerá que no puede dispersarse la contaminación hasta, por lo menos, el domingo por la noche o el lunes por la mañana cuando está previsto que entre una borrasca por el oeste peninsular que afecte a Madrid.