Público
Público

El Atlantis regresa a la Tierra

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El transbordador espacial estadounidense Atlantis aterrizó el viernes en Florida, poniendo fin a una misión de 11 días para entregar equipamiento a la Estación Espacial Internacional (EEI), en uno de los últimos viajes antes de que la flota de transbordadores se retire el año que viene.

En un día con cielos azules y despejados, el comandante Charles Hobaugh dio unas vueltas sobre el Centro Espacial Kennedy para reducir velocidad y posteriormente dirigió la nave de 100 toneladas a la pista de aterrizaje de 4,8 kilómetros, rodeada de palmeras y pantanos.

El aterrizaje se produjo a las 9.44 hora del este (14:44 GMT), poniendo fin al quinto y último vuelo del año y a la misión número 129 en la historia del programa de transbordadores.

"No pudimos haber elegido un día con mejor clima", dijo Hobaugh.

"Este fue el final perfecto", dijo el astronauta Chris Ferguson a la tripulación del Atlantis desde el centro de control de la misión en Houston. "Bienvenidos de nuevo a la Tierra".

El transbordador despegó el 16 de noviembre con 15 toneladas de suministros, equipos y repuestos, que incluían bombas, giroscopios y tanques, necesarios para mantener operativa la EEI después de que la flota de transbordadores estadounidenses sea retirada.

Los astronautas llevaron a cabo tres paseos espaciales para instalar antenas de comunicaciones y compartimentos para la carga, reemplazar un tanque de oxígeno y reparar una parte del brazo robótico de la estación. De vuelta a la Tierra trajeron el recipiente que depura la orina y el agua residual y la convierte en agua potable, para ver si pueden averiguar por qué se rompió en la microgravedad del espacio.

Sólo quedan cinco misiones para completar la estación valorada en 100.000 millones de dólares (unos 67.000 millones de euros), un proyecto de 16 naciones realizado a unos 355 kilómetros sobre la Tierra y que lleva 11 años en construcción.

La flota de transbordadores será retirada debido a preocupaciones de seguridad y al alto coste operativo generado para el Gobierno de Estados Unidos.

ESPERA HASTA 2015

La NASA está construyendo naves espaciales tipo cápsula que reemplazarán a los transbordadores y que además de transportar a tripulantes al puesto en órbita podrán llevar astronautas a la Luna y a otros destinos del Sistema Solar. Sin embargo, no estarán listas al menos hasta 2015.

Hasta entonces, naves de carga de Rusia, Europa y Japón asumirán la tarea de llevar alimentos, combustible y suministros a la estación espacial, aunque ninguna puede transportar el equipamiento pesado que llevan los transbordadores.

La NASA espera trasladar los vuelos de carga, y posiblemente los de transporte de tripulación, a empresas comerciales.

La ingeniera de vuelo Nicole Stott, que ha permanecido a bordo de la estación durante tres meses, regresó a la Tierra junto a los seis astronautas del Atlantis. No está programado que regresen más tripulantes de la estación a bordo de transbordadores.

La cápsulas rusas Soyuz se convertirán en el único transporte de astronautas para la estación, prestando un servicio que costará a Estados Unidos cerca de 50 millones de dólares por persona.

Otros tres astronautas más la dejarán el 30 de noviembre, con lo que la EEI se quedará exclusivamente con dos tripulantes por primera vez desde 2006. El 23 de diciembre está previsto que se les unan otros tres, aunque estará sin los seis que componen su tripulación completa hasta marzo.

Más noticias en Política y Sociedad