Público
Público

"Houston, tenemos un bebé"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El astronauta del trasbordador Atlantis Randy Bresnik se despertó el domingo a primera hora con la esperada llamada que le comunicaba el nacimiento de su hija.

Su esposa, Rebecca, dio a luz a Abigail justo después de medianoche, cuando Bresnik estaba en órbita 220 millas por encima de la tierra junto con otros 11 astronautas a bordo de la Estación Espacial Internacional.

Bresnik despegó el lunes para una misión de 11 días que pretende suministrar piezas de repuesto a la estación.

"Estoy un poco decepcionada de que no podrá estar ahí, pero comprendo que no elegimos el momento y estoy entusiasmada por él, que está haciendo lo que está haciendo", dijo Rebecca Bresnik en una entrevista antes del lanzamiento la semana pasada.

La pareja esperaba el nacimiento para el viernes. El parto fue inducido dos semanas antes de lo previsto por problemas médicos.

Los Bresnik, a los que les habían dicho que no podían tener hijos, adoptaron el año pasado un niño de Ucrania. Tres meses después de que llegara a vivir con ellos en Houston, Rebecca se enteró de que estaba embarazada.

"Tenemos a este niño súper contento y sano de tres años cuya vida ha cambiado completamente", contó ella en la entrevista previa al viaje espacial de su marido. "Ha pasado de estar en un orfanato en el otro lado del planeta a estar en un simulador de un transbordados volando con su padre hace un par de semanas".

"Somos lo suficientemente afortunados como para ser testigos del milgro de la adopción, así como del milagro del nacimiento de un niño, todo en un año. Somos increíblemente dichosos", agregó.

Bresnik y sus compañeros de tripulación tienen previsto regresar al centro espacial Kennedy el viernes.

Más noticias en Política y Sociedad