Público
Público

Miles de valencianos, contra el cierre de TV3

Lluís Llach reaparece y canta por la libertad de expresión 

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

'¡Libertad de expresión!'. El grito, que parecería anacrónico después de 30 años de democracia, llenó ayer las calles de Valencia. Decenas de miles de personas (más de 90.000, según la organización) enarbolaron este lema en la manifestación contra el cierre de las emisiones de TV3 en el País Valencià. Una concentración que significó el retorno excepcional de Lluís Llach a los escenarios.

La televisión pública catalana emitía en este territorio desde hace 26 años, a través de los repetidores de la asociación Acció Cultural del País Valencià (ACPV). El 18 de febrero, la entidad se vio obligada a cerrar la emisión después de años de presiones, acciones judiciales y multas por parte del Consell valenciano.

El Gobierno presidido por Francisco Camps intentó durante cuatro años que los tribunales le permitieran clausurar los repetidores. No lo consiguió, así que optó por cambiar la ley del sector audiovisual, de forma que las multas que impuso a la entidad se dispararon en cantidad y frecuencia. Al borde de la asfixia económica, ACPV tuvo que ceder. Según el Ejecutivo valenciano, la cuestión es sólo 'técnica' y no política. Según el manifiesto de la marcha de ayer, se trata de un ataque contra la unidad de la lengua catalana y 'el derecho a compartir un espacio común de comunicación'.

Abundaron las críticas a Francisco Camps, a quien se acusó de pretender tapar los casos de presunta corrupción que le salpican con el control de los medios de comunicación. Está 'obsesionado por cerrar cualquier voz que se niegue a la reverencia', clamó la actriz que leyó el manifiesto, a lo que la multitud contestó: 'El president, a Picassent', en referencia a una cárcel cercana. 'Esta manifestación es como la de la plaza de la Libertad de El Cairo', declaró Eliseu Climent, presidente de ACPV, porque 'Camps también reprime la disidencia'. 'Que reflexione o que tome el camino de Mubarak', concluyó.

El momento más emotivo fue la actuación de Lluís Llach, que reapareció para la ocasión después de cuatro años de retiro musical. Interpretó canciones que, según dijo, 'compuse hace 30 años, pero su motivo se ha repetido hace tres días': '14 d'abril', 'Silenci' y 'No abarateixis el somni'. Llach cantó desde un camión, porque, según ACPV, el Ayuntamiento de Valencia adujo motivos técnicos para prohibir la instalación de una tarima.

Más noticias en Política y Sociedad