Público
Público

Obiang repite farsa electoral en Guinea

La oposición denuncia irregularidades y actuaciones contra sus interventores

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El presidente de Guinea Ecuatorial, Teodoro Obiang Nguema, estaba hoy encaminado a conseguir un nuevo mandato de siete años en el país productor de petróleo del centro de África, en unas elecciones que han sido rechazadas por los observadores por su falta de credibilidad. El Gobierno manifestó que la jornada transcurrió sin incidentes, mientras que la oposición denunció irregularidades y actuaciones contra sus interventores electorales.

Obiang, de 67 años, lleva en el poder desde un golpe de 1979 y algunos analistas creen que los resultados oficiales de la votación podrían ser aún mejores que el 97,1% de respaldo que logró en 2002, cuando sus rivales se retiraron de la campaña denunciando una persecución. Ninguno de los rivales que compiten este año parece representar una amenaza para el presidente y su formación, el Partido Democrático de Guinea Ecuatorial (PDGE), que controla todos los escaños del Parlamento excepto uno.

'No hay una oposición creíble de la que hablar', dijo Kissy Agyeman-Togobo, analista de IHS Global Insight. 'Obiang tiene la victoria asegurada, quizás incluso mejorando su victoria de 2002', agregó. 'El Gobierno ha reprimido y acosado a la sitiada oposición política', denunció Human Rights Watch.

El tráfico en Malabo fue restringido por una orden ministerial, y policías y soldados vigilaban las principales avenidas. Convertido en un imán para las petroleras estadounidenses, el país de 650.000 habitantes ha logrado acuerdos con la alemana E.ON Ruhergas, la española Unión Fenosa y la portuguesa Galp Energía, dentro de sus planes de convertirse en un puerto gasífero en la región.

Más noticias en Política y Sociedad