Público
Público

La ocupación en establecimientos de turismo rural ha caído un 30% en verano, según el sector

EFE

La ocupación de los establecimientos de turismo rural ha registrado una caída del 30 por ciento durante el pasado verano respecto al mismo periodo de 2008, mientras que el gasto por cliente bajó entre el 25 y el 30 por ciento, según datos de la Asociación Española de Turismo Rural (Asetur).

En declaraciones a Efeagro, el presidente de la organización, Vicente Herrero, ha atribuido este descenso a la crisis y al "miedo al consumo" de los turistas, así como al exceso del número de alojamientos.

En este sentido, ha explicado que hay muchas viviendas "ilegales" y que su número se ha incrementado, especialmente, en las áreas menos turísticas y, por tanto, en las que existe un menor control.

Los datos de la organización contrastan con los del Instituto Nacional de Estadística (INE) que, aunque aún no ha facilitado las cifras de ocupación de septiembre, ha indicado que, durante julio y agosto, la caída fue del 10 por ciento y del 8,3 por ciento, respectivamente, en tasa interanual.

Por su parte, el consejero delegado de Toprural.com, François Derbaix, ha apuntado al crecimiento de la oferta como el factor determinante para la caída de la ocupación, que cifra de manera similar a la facilitada por Asetur.

Ha precisado que, aunque han aumentado los viajeros que optan por esta modalidad turística, se ha reducido el número de días que pasan en los establecimientos.

Derbaix ha señalado que las Comunidades Autónomas en las que más se ha incrementado la ocupación son Asturias y Castilla y León, una circunstancia que ha calificado de "interesante", ya que se trata de dos destinos muy consolidados en el sector del turismo rural.

Ha explicado que las regiones en las que más ha caído la ocupación son Murcia, porque "no ha sabido posicionarse" como destino de turismo rural"; Aragón, "porque sus cifras se han estabilizado tras el efecto de la Expo de 2008", y Extremadura.

Según los datos del INE, Cantabria, Baleares y País Vasco fueron las regiones con mayor grado de ocupación en julio y agosto.

El presidente de la Asociación de Turismo Rural de Cantabria, Jesús Blanco, ha explicado que la ocupación de los establecimientos de la región ha experimentado una caída interanual del 1,2 por ciento durante este verano, aunque ha asegurado que el sector está "satisfecho", porque las previsiones iniciales eran "muy malas".

Ha explicado que esta mejora de las previsiones se debe a que, en momentos de crisis, los turistas optan por acudir a regiones más cercanas y a reducir las estancias, dos aspectos en los que el turismo rural, en su opinión, "es bastante interesante".

Asimismo, ha destacado que, en el caso de Cantabria, ha tenido una especial influencia la cercanía de la costa y la mejora de las infraestructuras y accesos a la región, entre las que ha mencionado la apertura de la autovía que une Reinosa con Valladolid.

Por su parte, el presidente de la Asociación de Agroturismos y Casas Rurales de Euskadi (Nekatur), Agustín Linazasoro, ha indicado que la ocupación de los establecimientos de la región ha caído en 2,95 puntos porcentuales respecto al verano de 2008, hasta el 36,10 por ciento, un descenso que atribuye "principalmente" a la crisis.

Ha indicado que en este contexto de crisis los turistas viajan con menos frecuencia, pero alargan sus estancias, y que los clientes del propio País Vasco "han aumentado mucho", si se compara con los que acuden de otras regiones.

En lo que se refiere a las pernoctaciones en julio y agosto, el INE ha señalado que Castilla y León y Cataluña fueron la CCAA que registraron el mayor número en dicho periodo.

En este sentido, el presidente de la Federación de Asociaciones de Turismo Rural Castellano-leonesas (Acaltur), Francisco Javier Herrera, ha apuntado que la ocupación de la región ha aumentado entre el 5 y el 10 por ciento durante el pasado verano, debido, en su opinión, a "la amplia y variada oferta de esta comunidad".

Por su parte, el presidente de la Confederación Catalana de Agroturismo y Turismo Rural (Concatur), Pere Oliu, ha señalado que las cifras de ocupación en Cataluña han sido similares a las del verano de 2008, y que, incluso, el sector se ha visto beneficiado por la crisis económica, que ha provocado que los viajeros cambien sus viajes al extranjero por "escapadas" a destinos más cercanos.

Más noticias de Política y Sociedad