Público
Público

El Ruiz de Lopera acogerá finalmente un partido de máximos entre el Betis y el Barcelona

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Ruiz de Lopera será finalmente el escenario del Betis-Barcelona, una vez aceptada la suspensión cautelar solicitada por el cuadro bético, en un partido en el que los béticos intentarán huir de la parte baja y el Barça presionar al líder Real Madrid.

La polémica por el escenario ha presidido los prolegómenos de un partido en el que ambos se juegan mucho. El Betis, decimotercero en la Liga, está a tres puntos del descenso; el Barça, si gana, se irá a dormir a un sólo punto de la cabeza de la Liga.

La plantilla que entrena Paco Chaparro ha querido aislarse de todo lo que rodea al asunto del estadio, aunque se ha hablado poco durante la semana de la trascendencia del partido.

Los verdiblancos se encontrarán con un Barcelona a cuatro puntos del líder, el Real Madrid, y con serias opciones de acercarse a la primera plaza, algo que complicará la vida a la formación sevillana.

En el aspecto deportivo, Chaparro cuenta para este choque con dos bajas por sanción, la del lateral izquierdo Fernando Vega y la del centrocampista Arturo García 'Arzu', por lo que sus sustitutos serían Damià Abella y Juan de Dios Prados 'Juande', respectivamente.

El técnico sevillano también baraja la posibilidad de darle continuidad en la portería al joven Casto Espinosa, quien fue titular ante el Osasuna por la lesión del portugués Ricardo Martins y que efectuó una buena actuación.

Por lo demás, el equipo inicial seguirá igual al de las pasadas jornadas y que ha mantenido Chaparro salvo por problemas de sanciones o de lesiones.

El Barça también se juega mucho. Inicia el esprint final para atrapar al Real Madrid, con el que mantiene una distancia de cuatro puntos, y espera reducir a uno tras el partido que le enfrentará hoy contra el Betis.

A pesar de las expectativas son excelentes para el conjunto catalán, el Barcelona tiene serios problemas debido a la ausencia de futbolistas que a estas alturas deberían cargar con la responsabilidad de empujar a su equipo.

Es el caso de Ronaldinho, que por cuarto partido consecutivo (tres de Liga y uno de Copa) sigue de baja por unos problemas físicos que, asegura, padece en el aductor de la pierna derecha.

Además de esta baja, el Barcelona no podrá contar una semana más con Deco ni con Márquez, y a ellos se une el argentino Gabi Milito, que ya no jugó con Argentina el miércoles por una pubalgia. Quien sí que ha entrado en la lista ha sido Carles Puyol, que debió ser substituido en el España-Italia (1-0) tras recibido un fuerte golpe.

La recuperación de Puyol permitirá mantener una defensa sin muchos retoques, con Zambrotta, Thuram y Abidal, además del jugador catalán.

En el centro del campo, Touré Yaya recibió esta semana la segunda infiltración y todo apunta a que se mantendrá en el equipo titular junto a Iniesta y Xavi, mientras que en ataque la recuperación de Giovani dos Santos permitirá más opciones a Rijkaard en la ofensiva, en la que se espera la alineación del tridente Bojan, Henry y Eto'o.

El Barcelona necesita un resultado positivo con el que retomar el martes el pulso a la Liga de Campeones, ya que disputará la ida de los cuartos de final en el campo del Schalke 04 alemán.

Alineaciones probables:

Real Betis; Casto; Ilic, Juanito, Melli, Damià; Juande, Rivera; Edu, Capi, Mark González; y Pavone.

FC Barcelona: Valdés; Zambrotta, Puyol, Thuram, Abidal; Xavi, Touré, Iniesta; Henry, Eto'o y Bojan

Árbitro: Turienzo Álvarez (Comité Castellano-Leonés).

Campo: Ruiz de Lopera.