Público
Público

El fútbol catalán, el extremeño y el cántabro también van a la huelga

Anuncian un paro para este fin de semana en protesta por "las actuaciones en el ámbito fiscal y de la seguridad social" que el Gobierno español está aplicando a los clubes. El fútbol asturiano ya paró el fin de semana anterior

AGENCIAS

BARCELONA.- La Federación Catalana de Fútbol, la Extremeña y la Cántabra se han sumado esta semana a las protestas contra "las actuaciones en el ámbito fiscal y de la seguridad social" que el Gobierno español está aplicando a los clubes. Ambas federaciones han anunciado que este fin de semana suspenderán todos los partidos de las competiciones que organizan, al igual que hizo la Federación Asturiana el fin de semana anterior.

La Federación Catalana de Fútbol (FCF) ha anunciado hoy la suspensión el próximo fin de semana de todos los partidos de las competiciones que organiza, unos 3.000, que afectará a unos 100.000 futbolistas. La FCF ha informado de que ha tomado esta decisión como medida de protesta contra "las actuaciones en el ámbito fiscal y de la seguridad social" que el Gobierno español está aplicando a los clubes.

El paro afectará a los torneos organizados por la federación catalana desde la Tercera División hasta las categorías inferiores de fútbol y de fútbol sala. Supondrá la suspensión de unos 3.000 partidos y afectará a 100.000 futbolistas, según ha informado este martes en rueda de prensa Andreu Subies, presidente de la FCF.

Subies ha dicho que esta protesta es "un punto de partida" que tendrá continuidad con otras acciones reivindicativas como parones de un minuto al inicio de cada partido o nuevos paros generales como el del próximo fin de semana. "O se hace ahora, o nunca", ha aseverado el máximo responsable del fútbol catalán.

El Gobierno español aprobó el año pasado una nueva normativa en materia de fiscalidad que, entre otras medidas, incluye que los monitores y entrenadores deportivos tributen a Hacienda, y una ley de transparencia para cualquier entidad que reciba dinero del Estado.

Subies se ha referido en especial a los clubes catalanes de Segunda División B y de Tercera División, que han sufrido inspecciones fiscales. "Diez clubes han sido ya inspeccionados. Es por ellos que hacemos este parón", ha puntualizado.

El presidente de la catalana ha recordado que los clubes deportivos no son "entidades con ánimo de lucro" y que muchas de las personas que dedican su tiempo libre a la formación, entre ellos jubilados y personas en paro, "dejarían esta actividad si tuvieran que acogerse a estas obligaciones fiscales".

El presidente de la Unión de Federaciones Deportivas Catalanas (UFEC), Gerard Esteva, por su parte, ha señalado durante la conferencia de prensa que la aplicación de estas medidas fiscales supondría "la desaparición del 50% de los clubes catalanes de todos los deportes, unos 14.000 en total".

La FCF propone "un régimen especial" para el mundo del deporte que muestre "sensibilidad" en los ámbitos, entre otros, de la regulación de la Seguridad Social, la licencia única, la ley de transparencia fiscal y la que regula el impuesto de sociedades y de modificación del IVA.

También propone una ley de mecenazgo adecuada para la financiación del deporte y otras medidas que ya se aplican en diferentes países europeos.

Subies ha criticado al secretario de Estado para el Deporte, Miguel Cardenal, al que ha acusado de "no defender los intereses del deporte de base", y ha manifestado: "La fiscalización del deporte la tienen que hacer los clubes y yo estaré con lo que los clubes decidan".

Las protestas de la FCF podrían extenderse a otros deportes, puesto que la UFEC ha convocado para el próximo 19 de febrero a todas las federaciones para establecer "una hoja de ruta" ante la situación que están viviendo los clubes ante la nueva ley.