Público
Público

Ronaldinho, excluido de una cita de orgullo

El Barça busca sin el brasileño la final en Mestalla

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

En víspera de la batalla, Rijkaard revisó sus tropas y excluyó del frente al único soldado que no ha demostrado en las últimas semanas estar dispuesto a sudar sangre, sudor y lágrimas para remontar en Mestalla y meterse en la final de la Copa del Rey.

Ronaldinho perdió su guerra contra su entrenador, contra los médicos y contra un club que parece haber perdido la fe en su recuperación y se quedó fuera del que es, probablemente, el partido más trascendental del Barça esta temporada hasta ahora.

El brasileño no apareció entre los convocados a pesar de haber completado otra de las milagrosas recuperaciones que ha venido completando desde que llegó al Barça hace cinco años. Olvidó sus molestias del fin de semana y entrenó con el grupo in extremis para dar fuerza a sus palabras del martes: 'Es un partido muy importante y, con o sin molestias, quiero jugar'.

Defensa del jugador

Rijkaard, sin embargo, no picó. En la rueda de prensa posterior, no obstante, evitó la polémica. 'Le veo muy justo para jugar, pero me alegro de que quiera jugar, es un buen detalle por su parte', afirmó. Sobre la polémica por sus extrañas molestias, fue explícito. 'No dudo del jugador cuando dice que tiene molestias', dijo, aunque después matizó sus palabras: 'Somos una familia, dentro puedo tomar decisiones, pero hacia fuera, siempre defenderé a los jugadores'.

El crispado silencio de Ronaldinho se vio roto por un avance de una entrevista concedida a Vanity Fair. 'No conseguirán destruirme', manifestó en referencia a las críticas a su vida nocturna. 'Estoy tan motivado como desde hace tiempo no lo estaba', añadía.

Alejado de todo eso, el Barça se presenta en Mestalla con su perfil más rocoso, con un Touré que jugará pese al dolor, con una clara vocación guerrera, y con un nuevo profeta en el ataque: ya no es Ronaldinho, se llama Etoo y ha proclamado que a Mestalla van 'a morir'.