Público
Público

Huelga Amazon Arranca la huelga de tres días en el almacén de Amazon de Madrid durante el Prime Day

Alrededor de 2.000 trabajadores fijos y temporales están llamados a secundar el paro para exigir un convenio colectivo propio después de que en las últimas negociaciones no se llegara a un acuerdo. Cifran en un 80% el seguimiento de las primera horas 

Publicidad
Media: 5
Votos: 4

Trabajadores de Amazon frente a la sede de la empresa en San Fernando de Henares en la primera huelga contra la compañía en España, el 21 de marzo de 2018.- EFE

Alrededor de 2.000 trabajadores del almacén logístico de Amazon situado en San Fernando de Henares (Madrid) están llamados a participar en la segunda huelga de este año. Son cerca de 1.100 empleados fijos y entorno a 900 temporales los que trabajan a diario en el mayor almacén de la multinacional del comercio electrónico en España, llamado Amazon Spain Fulfillment. Según los primeros datos de participación que ha facilitado CGT (sindicato mayoritario en el centro), el 80% de la plantilla ha secundado las primeras horas de huelga, a falta de tener datos definitivos esta noche.

Los sindicatos han elegido tres de las jornadas más importantes del año para la compañía para celebrar un paro de 72 horas que coincide con el Prime Day, una campaña en la que le multinacional ofrece grandes descuentos en miles de productos y supone uno de sus picos de ventas anuales. El pasado año logró convertirse en el mayor éxito de ventas del año a nivel mundial.

Imagen difundida en redes sociales con la que los trabajadores en huelga piden a los consumidores que apoyen su protesta no comprando en Amazon durante los días de paros.

Marc Blanes, delegado del comité de huelga de CGT, explicaba la pasada semana que los paros, si son secundados como los del pasado marzo, "van a acumular cientos de miles de pedidos que no van a llegar a los hogares". Según este sindicalista, el año pasado en el Prime Day "se llegaron a sacar medio millón de pedidos desde el centro de San Fernando. Por eso pensamos que no van a poder hacer como en la huelga que tuvimos en marzo, cuando desviaron los pedidos a otros centros, porque ya no van a dar abasto".

Las razones de los representantes de los trabajadores para reeditar otra huelga después de las 48 horas de paros que llevaron a cabo el pasado marzo siguen siendo las mismas que entonces, después de que las negociaciones entre sindicatos y multinacional no llegaran a buen puerto durante la última semana. Los sindicatos exigen un incremento salarial del 1,5% más que el IPCconvenio colectivo propio después de que Amazon decidiera no renovar el anterior y aplicar el convenio de Logística y Paquetería de la Comunidad de Madrid (y no en su totalidad).

Las críticas a este descuelgue, afirman los delegados de CGT, el sindicato mayoritario en la planta de San Fernando de Henares, se basan en que elimina categorías laborales para las nuevas contrataciones aunque los empleados sigan teniendo las mismas responsabilidades y genera una "injusta" doble escala salarial. Por ejemplo, precisa el comité de empresa de CGT, los antiguos empleados de la categoría T3 cobrarían 1.300 euros más que los futuros T3 , aparte de que los nuevos no cobrarían la antigüedad.

Por otra parte, afirman, los nuevos contratos indefinidos obligan a hacer turnos con más fines de semana y perjudica la conciliación. También lamentan la reducción de horas extras ya que es el único complemento salarial para muchos trabajadores con sueldos más bajos o para lograr los objetivos marcados por la compañía

Otro caballo de batalla son las bajas por enfermedad laboral en un centro donde son "frecuentes y largas" debido a los movimientos repetitivos, la carga de peso y las largas distancias recorridas en el enorme almacén por los empleados. "Criminalizan a la plantilla que causa bajas por enfermedad, dudan del criterio de los médicos de la seguridad social y apoyan los criterios de las mutuas", critican.