Público
Público

El chollo de Aena en bolsa: 2.900 millones de ganancias en un año para los grandes especuladores

Doce meses después de la privatización, sus acciones acumulan una revalorización del 70%. La gestora aeroportuaria tiene previsto repartir, además, un jugoso dividendo con cargo a los resultados de 2015.

Publicidad
Media: 5
Votos: 1

Dos ejecutivos caminan por el exterior de la terminal del aeropuerto de El Prat de Barcelona. REUTERS

MADRID.- Aena culmina este miércoles su primer año en Bolsa, que se ha saldado con una espectacular revalorización de casi el 70%. Antes de salir al mercado, la gestora aeroportuaria fue valorada por el Gobierno en 8.700 millones de euros. Ahora su capitalización ronda los 14.700 millones; es decir, 6.000 más que el 11 de febrero de 2015.

Esta subida beneficia especialmente a los grandes inversores, que coparon el 95% de la OPV de Aena. Para ellos se reservaron acciones que entonces les costaron 4.050 millones y cuyo precio de mercado es hoy de 6.800. Su inversión, por tanto, se ha revalorizado 2.750 millones de euros en tan sólo doce meses.

Entre los inversores institucionales que acudieron a la colocación figuran fondos soberanos de Abu Dabi, Singapur y Noruega, y otros de carácter privado como la poderosa BlackRock, Canadian Pension Plan Investment Board y Macquaire. El conocido especulador de origen húngaro George Soros también compró, aunque sólo se le adjudicaron 100 de los 400 millones de euros que había solicitado.

El tramo minorista, en cambio, fue muy restringido: apenas 90.000 pequeños ahorradores tuvieron la oportunidad de sacar partido de la privatización parcial de Aena. Suscribieron títulos por importe de poco más de 200 millones de euros. El Estado se quedó con un 51% del capital, después de embolsarse 4.250 millones.

La trayectoria ascendente de Aena arrancó en el mismo momento de su salida a Bolsa. Ya en la primera sesión se revalorizó nada menos que un 20% y su precio quedó fijado en 70 euros la acción, frente a los 58 de la OPV. Ese comportamiento era previsible, pues la demanda de títulos durante el periodo de suscripción había multiplicado por cinco la oferta.

Cinco meses después, el 27 de julio, Aena superó por primera vez los 100 euros. Y, justo antes de las elecciones generales del 20 de diciembre, hizo su máximo histórico al cerrar a 110, un 89% por encima del precio del 11 de febrero. Al conjunto del Ibex no le fue tan bien: mientras la gestora aeroportuaria subía como la espuma, el índice selectivo retrocedió un 7,1% en 2015.

A la revalorización de las acciones hay que sumar el dividendo previsto con cargo a los resultados del año pasado, que rondará los 320 millones de euros. De ellos, unos 150 millones serán para los grandes inversores institucionales, cuya rentabilidad por entrar en Aena ascenderá a un total de 2.900.