Público
Público

Enel invertirá a través de Endesa 8.600 millones en España y Portugal hasta 2025

La eléctrica semipública italiana planea vender activos por valor de 21.000 millones (que incluye su cartera de gas en España) para reducir su deuda neta y centrar su transición hacia energías más limpias.

El logo de la eléctrica Enel en su sede en Milán (Italia). REUTERS/Flavio Lo Scalzo
El logo de la eléctrica Enel en su sede en Milán (Italia). Flavio Lo Scalzo / REUTERS

Reuters

La eléctrica semipública italiana Enel, propietaria de Endesa, destinará casi un cuarto de sus inversiones en el periodo 2023-2025 a su filial española, con un total de 8.640 millones de euros , según anunció el grupo con motivo de su Capital Markets Day. Enel planea invertir 37.000 millones de euros en los próximos tres años en sus seis mercados principales: Italia, España, Estados Unidos, Brasil, Chile y Colombia.

La energética sitúa su capex (inversión de capital) bruto para Endesa, que tiene su negocio en España y Portugal, para el periodo 2023-2025 en esos 8.640 millones, lo que representa un incremento del 15,2% frente a los 7.500 millones de su plan anterior para el periodo 2022-2024.

De este esfuerzo inversor con Endesa, un total de 5.940 millones  se destinarán a su estrategia comercial integrada (generación, clientes y servicios), mientras que 2.700 millones de euros serán para redes. En lo que respecta al impulso de las renovables hasta 2025, Endesa prevé desarrollar 4,75 gigavatios (GW) de los 21 GW que espera llevar a cabo el grupo en el mundo Enel en los próximos tres años.

Así, la eléctrica española será el destino del 26% de las inversiones por 17.000 millones de euros en renovables en el periodo de Enel, con unos 4.300 millones de euros, tan solo por detrás de Italia (32%) y Estados Unidos (28%).

Enel también ha confirmado sus planes para liberarse de las emisiones de carbono en 2040, abandonando los combustibles fósiles y recurriendo en mayor medida a las energías renovables.

Enel, además, planea vender activos por valor de 21.000 millones de euros para reducir su deuda neta y centrar su transición hacia energías más limpias en seis mercados principales. El grueso del plan de desinversión de activos debería realizarse a finales de 2023 e incluirá la salida de Argentina y Perú y la venta de activos en Rumanía.

El grupo italiano, que también podría vender su cartera de gas en España, pretende reducir su deuda neta a 51.000/52.000 millones de euros a finales de 2023, desde los 69.000 millones de euros de finales de septiembre.

El consejero delegado del grupo semipúblico italiano, Francesco Starace, dijo a los analistas que las turbulencias en los mercados energéticos hacen que Enel necesite volver a unas ratios financieras más normales. Sin embargo, dijo que los altos precios actuales deberían ayudarla a cristalizar el valor de sus activos de gas.

La invasión rusa de Ucrania ha subrayado la importancia de la independencia energética, añadió Starace. Citó como ejemplo la ampliación de una planta de paneles solares en Sicilia y añadió que se estaba evaluando un proyecto similar en Estados Unidos.

Por otra parte, el grupo espera que su resultado bruto de explotación (Ebitda) ordinario se incremente hasta los 22.200-22.800 millones de euros en 2025, frente a los 19.000-19.600 millones de euros estimados para este año.

En lo que respecta a la retribución a sus accionistas, Enel se compromete a un dividendo de 0,43 euros para el período 2023-2025, frente a los 0,40 euros de 2022.

Más noticias de Economía