Público
Público

La Fed adopta medidas más agresivas para combatir el impacto del coronavirus 

El banco central estadounidense acuerda, por unanimidad, la compra de bonos corporativos y prestar directamente a las empresas, expandir su cartera de activos tanto como sea necesario para estabilizar los mercados y poner en marcha un programa que permita a las pymes obtener crédito.

La bandera de EEUU sobre la enseña de la Reserva Federal (Fed) en lo alto de la sede del banco central estadounidense en Washington. REUTERS/Chris Wattie
La bandera de EEUU sobre la enseña de la Reserva Federal (Fed) en lo alto de la sede del banco central estadounidense en Washington. REUTERS/Chris Wattie

Reuters

La Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos se refirió el lunes a las "tremendas adversidades" generadas por la pandemia del coronavirus y anunció que empezará a introducir una serie de medidas de crédito sin precedentes para los hogares y pequeñas y grandes empresas.

La Fed dijo en un comunicado que decidió poner en marcha la iniciativa cuando "quedó claro que nuestra economía se enfrentará a una grave disrupción".

Las medidas incluyen el establecimiento de un nuevo programa de créditos para cubrir compromisos financieros de estudios, tarjetas de crédito, además de créditos respaldados por el gobierno para pequeñas empresas, así como nuevos programas para compras de bonos de grandes empresas que permitan facilitarles dinero.

Las compras existentes por parte del Tesoro de valores respaldados por hipotecas se ampliarán cuanto sea necesario "para apoyar un funcionamiento amable del mercado y la transmisión efectiva de la política monetaria a (...) la economía".

La Fed dijo en un comunicado que los pasos, aprobados de manera unánime por los miembros del Comité de Mercado Abierto de la Reserva Federal, se tomaron porque "ha quedado claro que nuestra economía se enfrentará a severas interrupciones" como resultado de la crisis sanitaria.

Normas en los bancos

La Fed también anunció el lunes que modificará sus normas para asegurar que los bancos afronten restricciones graduales en sus actividades.

Un documento interino actualizó las normas de colchones de capital "con capacidad para absorber pérdidas totales", una reserva adicional que las entidades financieras deben tener en sus libros como medida de precaución.

Los cambios buscan flexibilizar las restricciones sobre desembolsos de capital para que los prestamistas sigan dando créditos.