Público
Público

¿Otro rescate a escote? La banca ya solo gana con las comisiones

El negocio bancario tradicional se contrae por el desplome del margen que le generan los intereses del dinero que presta mientras las entidades basan su elevada rentabilidad en la factura financiera que cargan a los clientes.

Publicidad
Media: 4
Votos: 13

Foto de archivo de un banco.

La banca siempre gana. Cuando el tradicional negocio del crédito flojea, como ocurre ahora, lo hace con las comisiones que carga a sus clientes por sus servicios financieros. La ganancia neta (ingresos menos costes) por este concepto lleva toda la década superando con claridad tanto a los resultados brutos del sector como a la ganancia neta (salvo en 2014), lo que significa que, sin ese flujo de dinero, el negocio sería deficitario.

El aumento de las comisiones, y de su peso sobre el negocio, coincide con un escenario de contracción del negocio tradicional en el que confluyen tres factores: un menor volumen de dinero prestado a los clientes, que ha caído más de un tercio (de 1,8 a 1,15 billones) en una década según el Banco de España; una reducción del saldo de hipotecas vivas, con amortizaciones por valor de 145.000 millones en tres años pese al repunte del mercado inmobiliario, y una política ultraexpansiva de bajos tipos de interés del BCE (Banco Central Europeo) que, al facilitar dinero al 0% a las entidades financieras, reduce el rendimiento de sus créditos.

Ante ese cuadro de menos dinero colocado y de menores intereses por él, y aunque una de las peculiaridades del negocio bancario español consiste en prestar más caro que la media europea y remunerar el ahorro menos que su sector en la UE, la banca española lleva años optando por financiarse a través de sus clientes cargándoles comisiones por tramitar sus transferencias (banca electrónica incluida), por poseer tarjetas, por abrir cuentas, por contratar hipotecas que rentarán intereses durante décadas e, incluso, por ingresar dinero en ventanilla.
Resulta obvio que si crece el volumen de ingresos por comisiones mientras decrece el de las operaciones comerciales se debe a que las tasas que las entidades aplican por las primeras están aumentando.

¿Otro rescate pagado a escote?

La banca española ha ganado 141.740 millones de euros limpios en comisiones en los últimos ocho años, según los datos de la Asociación Española de la Banca, que recogen que en ese mismo periodo el resultado bruto fue de 85.040 y los beneficios netos de 50.892.

Es decir, que sin las comisiones esos dos últimos registros hubieran ofrecido, respectivamente, unos números rojos de 56.700 y, a expensas de otros ajustes contables, de 90.848.

De hecho, el ritmo de ingreso de esas comisiones, que alcanza los 2,02 millones de euros por hora en el conjunto del sector español en lo que va de década, está cerca de triplicar la cadencia de 776.500 del último ejercicio.

DATOS PARA UN CUADRO EL PESO DE LAS COMISIONES EN LOS RESULTADOS DE LA BANCA 2011 2012 2013 2014 2015 2016 2017 2018 Comisiones netas 17.558 17.222 16.661 16.635 17.499 17.832 19.058 19.275 Resultado bruto 9.778 -1.653 9.344 11.574 12.647 10.786 15.248 17.316 Resultado neto 4.903 -2.938 2.731 20.014 3.736 7.094 3.032 12.320 Datos en millones de euros FUENTE: Asociación Española de la Banca

Los 73.664 millones que los bancos han ganado en los cuatro últimos años por este concepto se acercan a la cuantía del rescate bancario, el cual, según el último balance oficial del Banco de España, acumula para las arcas públicas un coste directo de 52.367 millones de euros a los que, a la espera de ingresar 9.857 con la subasta de Bankia, hay que añadir otros 22.332 del Fondo de Garantía de Depósitos que sitúan la suma efectiva en 74.699 y la prevista en 64.842.

DATOS PARA UN CUADRO EL PESO DE LAS COMISIONES EN EL NEGOCIO BANCARIO 2011 2012 2013 2014 2015 2016 2017 2018 Margen de intereses 50.726 57.795 46.625 50.983 56.656 56.463 58.959 58.882 Comisiones netas 17.558 17.222 16.661 16.635 17.499 17.832 19.058 19.275 % comisiones 25,71 22,95 35,73 24,6 23,59 31,58 24,42 24,66 Datos en millones de euros FUENTE: Asociación Española de la Banca

Así, las comisiones se han convertido en una parte fundamental del negocio bancario español, al que han pasado a generarle una cuarta parte del volumen de ingresos de origen comercial. En algunos ejercicios, como los de 2013 y 2016, su volumen llegó a superar el 30%, holgadamente en el primero de ellos, en el que rebasó el 35%. Su participación ha superado el 24% los dos últimos años.
Y la cosa no lleva visos de cambiar. Al menos en el inicio de este año, según indican los resultados del primer trimestre que las principales entidades han remitido a la CNMV (Comisión Nacional del Mercado de Valores).

En el caso de BBVA, las ganancias por comisiones alcanzaron en España los 414 millones de euros mientras los beneficios antes de impuestos se situaban en 482 y los netos en 345. En el de Santander, su negocio local sumó 614 frente a unas ganancias brutas de 544 y unas netas de 403. Y en el de CaixaBank, las aportaciones de los clientes sumaron 612 para generar un beneficio bruto de 718 y uno neto de 533.

Es decir, que en los tres casos se mantiene la tónica de que los ingresos por comisiones superan a los beneficios netos. Es decir, que sin ellas habrían perdido dinero en el primer trimestre de este año.

Máximo de tres euros al mes para colectivos vulnerables

Está por ver el resultado de la implantación de las cuentas básicas gratuitas que, tras adecuar el Gobierno vía decreto la normativa española a la comunitaria, limitan a tres euros mensuales las comisiones que las entidades financieras pueden cobrar a las personas en riesgo de exclusión económica por ingresar y extraer dinero en ventanilla y en cajeros, por utilizar la tarjeta y por efectuar hasta 120 domiciliaciones y transferencias al cabo del año.

La restricción de los cargos en este tipo de cuentas, cuyos requisitos de acceso han considerado demasiado exigentes organizaciones de consumidores como la OCU, se aplican durante dos años a personas independientes que ingresen menos de 12.908 euros anuales (dos veces el Iprem) y a miembros de familias de hasta cuatro integrantes que vivan con 16.153 o a los de más que perciban hasta 19.362.

Según la Encuesta de Condiciones de Vida del INE (Instituto Nacional de Estadística), bajo ese umbral se encuentran buena parte de los 4,7 millones de hogares unipersonales, cuya renta media anual es de 15.424 euros (dos millones son jubilados), y de los 1,8 de monoparentales, entre los que se sitúa en 19.454,
Para renovar esas condiciones por periodos de otros dos años, el titular deberá aportar de nuevo al banco la documentación que demuestre que sigue en esa situación .