Público
Público

Caso Pegasus Diana Riba: "España se acerca más a Polonia y Hungría, han creado la misma cortina de humo con Pegasus"

La eurodiputada Diana Riba.
La eurodiputada de ERC Diana Riba. Parlamento Europeo

La eurodiputada de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) atiende a Público advirtiendo de que España está haciendo una cortina de humo para evitar investigar el macroespionaje de Pegasus, "algo que la acerca más a Polonia y Hungría".

Diana Riba i Giner es eurodiputada del grupo de Los Verdes y es también una de las víctimas del software espía Pegasus, comerciado por la empresa israelí NSO. La política de ERC advierte de la inacción del Gobierno de Pedro Sánchez está terminando con la confianza. "En estos momentos, la relación con ERC está en manos de los socialistas", señala. La vicepresidenta de la comisión de Investigación de la Eurocámara, asegura que Carles Puigdemont, también miembro de este equipo que tiene por objetivo llegar al fondo del escándalo Pegasus, podría visitar España como miembro de esta misión europarlamentaria.

Es usted una de las eurodiputadas víctimas de Pegasus. Cuéntenos cómo fue su experiencia, cómo se dio cuenta de ello.

No es para nada una buena experiencia saber que has sido espiada. Pero es cierto que ya hacía muchos años que teníamos la sospecha. El 28 de octubre de 2019 estaba haciendo una llamada con un asistente del Parlamento Europeo. Cuando colgamos, él recibió una llamada y era toda nuestra conversación grabada. En ese momento supimos que algo estaba pasando. Ahora hemos descubierto que ha sido con este programa, Pegasus, que no solo te escucha sino que es un espionaje indiscriminado y masivo que llega a todos los rincones de tu intimidad.

El 'Catalangate' es uno de los mayores casos de macroespionaje de Europa. ¿Quién está detrás, qué intuiciones tienen?

Más que intuición es casi una certeza. El 99% es que ha sido el Estado español. No me imagino ningún otro Estado que tenga interés en lo que pasa en estos 65 móviles, que tienen un denominador común: que somos independentistas. No hay otro Gobierno en Europa que tenga ese interés por nosotros.

¿Cómo definiría a Pegasus? ¿Qué supone para la democracia y para los derechos fundamentales?

Riba: "Es un peligro para la democracia y para este territorio de derechos y libertades que es la UE"

Pegasus es un arma de guerra. Es un tipo de espionaje indiscriminado. Pueden tener acceso a todo, pero también utilizar tu cámara y micro para suplantarte y enviar mensajes a quien quieran. Es una intromisión muy grande. De momento es lo que sabemos, pero no sabemos todo sobre Pegasus. Es un peligro para la democracia y para este territorio de derechos y libertades que es la UE.

Es usted la vicepresidenta de la comisión de Investigación sobre Pegasus aquí, en el Parlamento Europeo. ¿Cuál es su objetivo? ¿Teme que gobiernos como Polonia o Hungría les pongan trabas para investigar?

Es importante subrayar el éxito de que tengamos esta comisión. Se hacen muy pocas. En los últimos 20 años solamente ha habido cinco comisiones de Investigación en el Parlamento Europeo. Es un éxito que tengamos una mayoría en la Eurocámara. Espero que esclarezca muchas cosas sobre este espionaje. El doble objetivo es saber más de los casos que conocemos, que quizá son solo la punta del iceberg. En la UE ya tenemos Hungría, Polonia, el Estado español y algún caso en Grecia. Van a haber misiones, pero estamos debatiendo aún cuántas y dónde.

También en Israel, sede de la empresa donde se vende Pegasus. Porque es clave saber cómo funcionan estos contratos, la venta a los Gobiernos, cómo opera Israel, qué información se tiene y quién la posee. El otro objetivo es de cara al futuro: establecer medidas como meter a Pegasus en una lista negra para que no pueda operar en la UE o establecer un marco legal para que no vuelva a suceder. Tenemos un año para conseguir todo este trabajo. Espero que por la credibilidad de estas comisiones, los Estados miembros lo pongan fácil.

Están esas misiones por establecer, pero es más que probable que algunas visitas se realicen a España. ¿Podrá en este escenario Carles Puigdemont, que es también miembro de esta comisión, visitar España?

Podría. Las misiones oficiales del Parlamento Europeo a un Estado miembro, normalmente, la conforman eurodiputados que no sean de ese Estado miembro y los pueden acompañar eurodiputados del Estado miembro. Es decir, los titulares no pueden ser del Estado miembro, pero sí los acompañantes. Por lo tanto, Carles Puigdemont podría entrar como eurodiputado en cualquiera de estas misiones.

La Comisión Europea evita tomar medidas alegando que no tiene competencias porque se trata de una cuestión de seguridad nacional. Aunque ya en febrero, el supervisor de protección de datos europeo abogó por prohibir programas como Pegasus. ¿Qué se puede hacer a nivel europeo para frenar esas ciberamenazas en el futuro?

Riba: "Desde el Parlamento Europeo vamos a hacer todo lo posible para empujar hacia la creación de este marco legal"

En primer lugar, voluntad política de las tres instituciones europeas. El comisario de Justicia, Didier Reynders, ha sido muy claro señalando que tenemos que crear un marco legal para prohibir este espionaje con estos programas. Desde el Parlamento Europeo vamos a hacer todo lo posible para empujar hacia la creación de este marco legal. También se habla de pedir una moratoria a los Estados miembros para que se comprometan a no utilizar estos programas. La tecnología va mucho más rápido que nuestras acciones políticas. Pegasus comenzó enviando un SMS para entrar en un móvil y ahora ya es mucho más sigiloso.

¿Cómo valora que el PSOE haya dado su apoyo para esta comisión de investigación en el Parlamento Europeo pero la haya rechazado en el Congreso de los Diputados?

Incomprensible. Y menos cuando hay un caso de espionaje tan grande dentro del Estado español. Si queremos esclarecer lo que está pasando, necesitamos saber quién ha espiado y para qué. No tiene ningún sentido que PSOE, PP o Vox hayan parado esta comisión en el Congreso. Nos aleja del objetivo final común: saber y esclarecer qué ha pasado para tejer un sistema más democrático y menos invasivo.

¿Ha roto Pegasus la confianza entre ERC y el Gobierno de Sánchez? ¿Podría suponer ello el fin de la legislatura?

Confianza plena nunca ha habido porque llevamos muchos años con una represión muy grande en Catalunya. Yo hasta hace unos meses visitaba a mi marido en la prisión cada mes. El Tribunal de Cuentas le pide a mi marido, y en consecuencia a mi familia, dos millones de euros. Y ahora yo soy un caso de Pegasus. Lo que sí había era un entendimiento de que hay un conflicto político y que había que negociar. Las negociaciones son importantes. Pero es cierto que la confianza se va acabando con estas semanas marcadas por Pegasus y por la reacción casi mínima del Estado español.

Riba: "Confianza plena nunca ha habido porque llevamos muchos años con una represión muy grande en Catalunya"

En estos momentos, la relación con ERC está en manos de los socialistas. Ellos son los únicos responsables políticos para que haya transparencia política en el caso Pegasus y para tomar medidas. ERC seguirá el camino de la negociación haya donde exista voluntad de negociar, esclarecer y acabar con la represión en Catalunya.

Pedro Sánchez y Margarita Robles anunciaron pocos días después del 'Catalangate' que sus teléfonos también habían sido infectados. Público avanzó que la ministra de Defensa conocía esta información desde hacía tiempo. ¿Cómo interpreta que el anuncio se haya hecho público ahora?

Está claro que no sabes que has sido espiado de un día para otro. Lo que están intentando es hacer una cortina de humo. Mira lo que hicieron en El Salvador: coinciden los tempos y lo que han dicho. El Estado español ha hecho exactamente lo mismo que El Salvador: primero negarlo, después decir que son secretos oficiales y, por último, informar de que ellos también tienen a Pegasus. No es un buen camino para resolver un problema tan grande como este. Es una cortina de humo aunque siempre estaremos al lado de cualquier persona que haya sido espiada y para saber quién está detrás y con qué fin. Éramos 65 hace tres días, ahora somos 67. Lo único que cambia es el número.

¿Puede afectar esta macrocausa de espionaje a la imagen de España dentro de la UE?

La imagen de España será más o menos buena dependiendo de su reacción. En estos momentos está afectando muchísimo. Es incomprensible que un Estado de la UE que se dice democrático no abra una comisión de Investigación en su Congreso para investigar los casos. Es incomprensible que no haga ninguna acción para esclarecer lo ocurrido. A través de mi móvil se ha espiado al Parlamento Europeo. Mis compañeros eurodiputados son víctimas de este espionaje. Al final se acerca más a Polonia y Hungría, que ha hecho la misma cortina de humo, que a Estados democráticos que lo que ponen es todo su poder y recursos para esclarecer casos de espionaje como estos.

Las agencias de inteligencia están muy blindadas y será muy difícil llegar al final. ¿Es optimista sobre que se arroje luz?

Optimista soy porque de lo contrario estos cuatro años no podría haberme levantado cada día. Pero va a ser muy difícil. Vamos a presionar con todas las opciones que tengamos: desde la vía política a la judicial o la de presión ciudadana. Nosotros ahora comenzaremos un proceso judicial muy complejo que ya veremos cómo transcurre y dónde acaba. Será complicado y llegará a diferentes países. Será complejo, pero no imposible. Por los nombres que hay en la lista es imposible pensar que esto se haya hecho de forma legal como algunos nos quieren hacer creer.