Público
Público

El Gobierno dice que "no hay margen de maniobra" para ayudar al carbón

Mientras los mineros avanzan a pie hacia Madrid, el Ejecutivo no parece dispuesto a ceder en su pretensión de recortar un 60% el presupuesto para el sector

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Gobierno no parece dispuesto a ceder en su pretensión, reflejada en los  Presupuestos Generales del Estado (PGE), de recortar hasta en un 60% las ayudas a la minería del carbón. El ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, lo ha dejado claro este viernes en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros: 'No hay margen de maniobra' para dar más dinero al sector. 

Ni las movilizaciones de los trabajadores de las cuencas de Castilla y León, Asturias y Aragón, que llevan 26 días en huelga y que este viernes han emprendido una marcha a pie hacia Madrid, ni las de sus mujeres, madres, hermanas e hijas que, el pasado martes, pidieron a los parlamentarios desde la tribuna de invitados del Senado, de la que fueron expulsadas, que las ayudas no sufran un recorte tan drástico, han sido capaces de convencer al Gobierno de que no puede dejar morir un sector que genera 4.000 empleos directos en todo el país y que es la base de la economía estas comarcas. 

En la rueda de prensa tras el Consejo de Ministros, Soria ha apuntado que esa fue el sentir que transmitió a los diputados y senadores del PP, con los que se reunió el jueves para evaluar las posibilidades de modificar las partidas al sector del carbón. Tras estas explicaciones, los parlamentarios conservadores cerraron filas en torno al Gobierno. 

Aunque ha reconocido que el recorte es una 'disminución importante' en las ayudas al carbón, Soria lo ha enmarcado en un contexto de 'restricción presupuestaria' y ha recordado que la minería tiene una dotación de 655 millones de euros, mientras que el turismo, que genera más del 10 % del PIB y ocupa a dos millones y medio de personas, tiene un presupuesto 'sensiblemente inferior', de 438 millones.

Soria ha reiterado que el departamento que dirige ha sufrido un recorte presupuestario del 32 %, al tiempo que ha vuelto a llamar a la negociación entre sindicatos y empresarios del carbón con Industria para sacar adelante el Plan del Carbón 2013-2018.

A pesar de que la situación es cada vez más tensa, Soria ha asegurado que la predisposición del Gobierno 'va a seguir siendo dialogar, escuchar y llegar a acuerdos', aunque, eso sí, dentro de la política de restricciones presupuestarias. 'Es verdad que a todos los ministros nos habría gustado tener más recursos de los que tenemos. Tenemos que asumir y asumimos que el objetivo es el del control del déficit público', ha indicado a continuación.