Público
Público

El Gobierno saca adelante el 'tijeretazo social' por la mínima

La abstención de CiU, CC y UPN permite al Ejecutivo aprobar el real decreto ley de medidas de reducción del déficit por un sólo voto

PABLO MACHUCA

El Gobierno ha conseguido aprobar el decreto de medidas de ajustes del déficit con 169 votos a favor y 168 votos en contra y 13 abstenciones, tal y como estaba previsto y tras una sesión de debate muy tensa en la que el jefe del Ejecutivo ha tenido que escuchar de boca de Duran i Lleida duras palabras contra su gestión. 

Sólo el PSOE ha votado a favor del decreto ley, que ha contado con los votos en contra de todos los partidos salvo las abstenciones de Coalición Canaria, CiU y UPN. 

Un día duro para el Gobierno, que ha visto y oído cómo sus principales aliados políticos le recriminaban unas medidas por "injustas e ineficaces". Especialmente duro ha sido Duran i Lleida, quien tras anunciar la abstención de CiU, ha pedido la dimisión de Zapatero. "Su etapa como presidente se ha acabado", le ha aseverado. 

Duran ha explicado a la Cámara que su grupo se abstiene "por responsabilidad", pero ha dejado claro que no votará los presupuestos que el Gobierno quiera aprobar para el año que viene y que en ese momento el presidente deberá "convocar elecciones". 

En el lado del 'no' se han situado el resto de grupos, con Mariano Rajoy, presidente del PP, a la cabeza. Rajoy ha criticado el decreto por "injusto e insuficiente" y porque "carga sobre los sectores más desprotegidos". Entre los aplausos de su grupo, el conservador ha aprovechado la coyuntura para sacar pecho y mostrar su rechazo al decreto. "Simple y claramente no", ha dicho. 

También en contra, aunque con otros argumentos, han votado Izquierda Unida y ERC, aliados tradiconales del Gobierno. Gaspar Llamazares se ha referido al decreto como "el decretazo social" y ha advertido a Zapatero que "las victorias pírricas son las derrotas más dolorosas". 

Por su parte, Joan Ridao, ha criticado que las medidas se aprueben con un decreto "que va a lo fácil" y ha lamentado que el Gobierno haga "de Robin Hood de día y de Príncipe Juan de noche". 

También Uxue Barkos, diputada de Nafarroa Bai, ha reprochado el "tijeretazo" del Ejecutivo al que ha calificado de "injusto e ineficaz". "Es mentira que se congelen las pensiones, es una rebaja, porque estamos en la antesala de una subida de dos puntos del IVA", ha recordado. "Nos apela a la responsabilidad y lo que nos pide es un auto de fe", ha concluido. 

Así, los grupos respondían a la intervención inicial de la ministra de Economía y vicepresidenta segunda del Gobierno, Elena Salgado, que ha defendido la aplicación de las medidas de ajuste por "imprescindibles", pese a reconocer que son "dolorosas". Salgado ha explicado que el Gobierno quiere lograr reducir el déficit al 3% en el año 2013 y que la congelación de las pensiones no afectará al poder adquisitivo de los pensionistas.

A la salida de la sesión, Zapatero ha comparecido brevemente ante los medios para congratularse por la victoria obtenida con un resultado "esperado". Pese a las palabras de Duran i Lleida, el presidente del Gobierno ha agradecido la postura de los partidos que "han tenido la responsabilidad de facilitar la aprobación del decreto ley".