Público
Público

"Petra" llega con fuertes lluvias y rachas de viento

Una ciclogénesis explosiva aterriza este miércoles en el norte peninsular donde varias provincias están en alerta naranja

PÚBLICO.ES/ EFE

La primavera nos sorprende desde hoy con un cambio en el tiempo, ya que este miércoles llega una ciclogénesis o borrasca explosiva dejará a su paso fuertes lluvias y rachas de viento de 100 kilómetros por hora.

Los cambios en el tiempo se empezarán a notar este mismo miércoles a partir de las horas centrales del día y mañana disminuirá su intensidad. Las precipitaciones oscilarán entre los 20 y los 50 litros por metro cuadrado en 24 horas.

'Petra' afectará sobre todo a áreas de montaña y a los litorales de Cantabria, Galicia, Asturias, Navarra y Castilla y León, según informa la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET). Por ello, más de una veintena de provincias de estas comunidades autónomas se encuentran en alerta naranja. Este riesgo también se mantiene en zonas costeras donde se esperan olas de entre cuatro y cinco metros de altura y mar de fondo.

Este fenómeno es muy poco habitual en España y consiste en el choque de una masa de aire caliente con otra de aire frío. Esta colisión desarrolla rápidamente una profunda borrasca en un período muy corto, lo que se traduce en intensas lluvias y viento.

‘Petra' ya ha ocasionado los primeros destrozos en Galicia dejando árboles caídos y contenedores de basura tirados en diversos puntos, principalmente en zonas costeras, donde el temporal ha obligado a la flota lucense a permanecer amarrada en el puerto.

No se han producido daños personales, según ha anunciado el servicio de Emergencias. Sin embargo, ya se han registrado un total de 23 incidencias en la provincia de A Coruña, 18 en la de Pontevedra, 13 en la de Lugo y solo una en la de Ourense.

La Guardia Civil recomienda tener precaución en las carreteras, sobre todo en las secundarias donde se pueden encontrar árboles o ramas caídas, como consecuencia de las fuertes rachas de viento. 

España ya había experimentado otra borrasca explosiva entre el 26 y 28 febrero de 2010,  'Xynhia' puso en alerta a casi toda España y dejó tres muertos, a miles de personas sin electricidad, se cancelaron un centenar de vuelos y hubo inundaciones.

Los vientos alcanzaron los 228 km/hora en Vizcaya. El 'Xynthia' penetró por Canarias y afectó a Galicia, Asturias, Cantabria, País Vasco, Navarra, Castilla León y Andalucía, y con menos intensidad al resto del país, donde el viento sopló a 90 km/hora.

Después, 'Xynthia' se desplazó a Francia, el país europeo que más sufrió sus consecuencias, donde dejó al menos cincuenta fallecidos, varios desaparecidos y decenas de heridos. A continuación avanzó a Bélgica, donde causó una muerte y en Alemania acabó con la vida de seis personas.

Más noticias