Público
Público

La Corte Constitucional decide sobre el escudo de Berlusconi

El Alto Tribunal decide si debe acabar con la ley que permite a 'Il Cavaliere' ausentarse de las vistas contra él alegando problemas de agenda

DANIEL DEL PINO

La Corte Constitucional italiana tiene en sus manos el futuro de Silvio Berlusconi. Una vez pasada la gran amenaza de la moción de censura a la que se enfrentó en el Parlamento el mes pasado gracias a los votos de tres tránsfugas, el primer mnistro italiano podría ver cómo los magistrados deciden quitarle el escudo que le permite librarse de los procesos judiciales que tiene pendientes.

En concreto, los 15 magistrados que forman el Alto Tribunal están estudiando la constitucionalidad o inconstitucionalidad de la norma denominada como 'legítimo impedimento'. Esta es una medida, gracias a la cual Berlusconi se libraría de comparecer en los cuatro juicios que le esperan por el simple hecho de ser primer ministro. 

Ayer tuvo lugar en Roma la primera reunión de la Corte para analizar la situación y durante el día de hoy se ha desarrollado una audiencia pública. El veredicto final se conocerá el próximo jueves y una decisión en contra de Il Cavaliere podría precipitar su salida del Gobierno.

Berlusconi ha demostrado ser un especialista en sortear este tipo de situaciones adversas, pero de alguna manera no podría sostener un Gobierno teniendo que abandonar sus tareas como primer ministro cada vez que lo reclame la Justicia.

Los cuatro procesos que tiene abiertos Berlusconi son el caso Mills, el caso Mediaset y el caso Mediatrade, que tiene dos ramificaciones. En todos los casos las acusaciones que pesan contra él son la de corrupción, fraude fiscal y blanqueo de dinero. Gracias a los recursos que han presentado hasta la fecha los abogados de Berlusconi, Il Cavaliere ha conseguido salir indemne.

Los casos Mills, Mediaset y Mediatrade mantienen a Il Cavaliere pendiente de la decisiónY si en esta ocasión la Corte Constitucional decidiera a favor del primer ministro volvería a hacerlo, ya que dentro de los planes de Berlusconi está el dejar pasar el máximo tiempo posible para conseguir que prescriban los delitos que se le imputan (Los dos primeros lo harían a finales de 2011).

El máximo tribunal italiano ha tenido mucho trabajo con las leyes que ha tratado de aprobar Silvio Berlusconi en los últimos dos años. En octubre de 2009 invalidó el conocido como Lodo Alfano, que otorgaba inmunidad a los cuatro mayores cargos del Estado y que incluía de alguna manera el legítimo impedimento.

El Gobierno presentó entonces una versión remodelada del propio Lodo Alfano [nombre que se le da por ser obra del ministro de Justicia, Angelino Alfano] en el que volvió a incluir el legítimo impedimento y ahora la Corte Constitucional decide si acepta o no la propuesta.

Las apuestas por cómo se llamará el próximo partido de Silvio Berlusconi se centran en un nombre: Italia, que vendría a sustituir al Pueblo de la Libertad.

La razón principal de este cambio se debe a que el nombre está registrado en copropiedad con el presidente de la Cámara de Diputados Gianfranco Fini.

Fini salió del Gobierno de manera definitiva el pasado mes de noviembre, desatando una crisis dentro de la coalición mayoritaria y exigiendo de rebote a Berlusconi que cambiara el nombre del partido.

Primero se especuló con Populares la semana pasada y ahora los medios aseguran que se llamará Italia.

Más noticias de Internacional