Público
Público
Únete a nosotros

Dia de la Hispanidad Washington celebrará por primera vez el Día de los pueblos indígenas en vez del Día de Colón

El Día de Colón es un festivo oficial en Estados Unidos desde que en 1934 se aprobara una norma federal al respecto. Sin embargo, en los últimos años diversas ciudades norteamericanas han rechazado esa denominación y han optado por cambiarla. El pasado martes se aprobó una resolución de urgencia en el gobierno local de la capital de Estados Unidos para rebautizar el nombre de la festividad.

Publicidad
Media: 4.75
Votos: 4

Son grupos de indígenas Ngäbe Buglé, llamados por la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) como los "Chiriticos".

El próximo lunes 14 de octubre Washington celebrará por primera vez el Día de los Pueblos Indígenas en sustitución del Día de Colón, como bautizó el Congreso de los Estados Unidos este festivo oficial cuando lo implantó en 1937. El cambio de denominación en la capital norteamericana fue aprobado con carácter de urgencia el martes pasado en el consejo del Distrito de Columbia, el equivalente al ayuntamiento de la ciudad.

Hay ya más de 130 ciudades y estados a lo largo y ancho del país que han cambiado el nombre de la festividad, según el Congreso Nacional de Pueblos Indígenas Estadounidenses (NCAI, en sus siglas en inglés), la organización para los derechos de este colectivo más antigua del país (1943). El cambio de nombre en Washington tiene además una significación añadida no sólo porque es la capital sino porque DC significa Distrito de Columbia.

“El Día de Colón fue designado como festivo oficial a pesar de que Colón no descubrió Norteamérica, a pesar de que millones de personas vivían ya en Norteamérica antes de esa fecha y a pesar de que Colón nunca puso un pie en las orillas de lo que hoy Estados Unidos”, señala a Público el promotor de la iniciativa, el concejal David Grosso.

El Congreso Nacional de Indígenas Estadounidenses ha aplaudido el cambio: “En una ciudad que se asienta sobre las tierras de los Piscataway, celebramos que el consejo del Distrito se haya sumado al creciente número de ciudades, municipios y estados que formalmente celebran ya el Día de los Pueblos Indígenas”, asegura el presidente del Congreso, Kevin Allis, en un comunicado.

"Este cambio permite concienciar más sobre la histórica rica y única de esta tierra"

“Este cambio permite concienciar más sobre la histórica rica y única de esta tierra que está inextricablemente unida a los primeros pueblos de este país, que precedieron al viaje de Cristóbal Colón”, añade Allis.

Propuesta desde 2015

“Colón”, recuerda Grosso, “esclavizó, mutiló y masacró a miles de indígenas en las Américas así que no podemos seguir permitiendo que esta historia se siga celebrando como un día festivo en Washington”.

A pesar de que los Piscataway los Nacotchtank fueron los habitantes originales de lo que hoy es Washington DC, actualmente apenas residen en la ciudad unas 1.200 personas de esos pueblos indígenas (de un total de 704.000 habitantes). En el área metropolitana (ya en terrenos de los estados de Maryland y Virginia) la cifra sube algo más hasta unas 4.000 personas.

Grosso llevaba intentando sacar adelante su medida desde 2015, pero era vetada antes de llegar a pleno del Distrito. Finalmente, el martes se votó y salió adelante por amplísima mayoría, aunque de momento con carácter de urgencia, lo que implica que, de momento, este cambio tendrá una duración limitada en el tiempo.

Con esto, Washington se suma ya a una lista de ciudades y estados que han efectuado este cambio de nombre, entre ellos los estados de Minnesota (el primero en hacerlo en 2016), Nuevo México, Carolina del Norte, Vermont o Maine, y ciudades como Berkeley (California), Minneapolis o Seattle.

El carácter de urgencia de la medida implica que ésta puede entrar en vigor de forma inmediata y no debe ser refrendada por el Congreso. Sin embargo, su vigencia sólo será de 90 días. Por ese motivo, el martes también se aprobó una legislación temporal al respecto, que extenderá esos 90 días a 225 (aunque antes debe pasar un trámite antes en el Congreso de Estados Unidos), es decir, hasta mediados de mayo de 2020.

Será necesario la aprobación de una legislación permanente

A partir de ahí, para el cambio de nombre de la festividad no sea flor de un día en Washington, será necesario la aprobación de una legislación permanente (que requiere un proceso más prolijo y con más pasos intermedios) antes de octubre del próximo año. De no ser así, el nombre de la celebración volverá a ser el Día de Colón.

La tendencia ascendente a cambiar de nombre esta festividad en las ciudades y estados no ha alcanzado todavía a la Casa Blanca, que continúa honrando la llegada de Colón a América. El año pasado, en su comunicado de prensa oficial, destacó que la “proeza histórica [de Colón] marcó el inicio de una Era de los Descubrimientos que expandió nuestro conocimiento del mundo […] En el Día de Colón”, seguía la nota, “conmemoramos el logro de este explorador italiano y reconocemos su coraje, poder y ambición, valores que conservamos como americanos”.

Fue Franklin Delano Roosevelt quien en 1934 designó el 12 de octubre como festivo nacional en Estados Unidos. Con todo, la primera celebración de este día fue mucho antes. Según National Geographic, tuvo lugar en la Nueva York de 1792, cuando la Orden de Colón de esa ciudad celebró el 300 aniversario de la llegada del genovés a América y reivindicó el carácter español e italiano de la empresa. Finalmente, bajo la presidencia de Richard Nixon, en 1971 se estableció que el Día de Colón se celebrara el segundo lunes de octubre. El martes que viene, en Washington, celebrarán el Día de los Pueblos Indígenas.