Público
Público

Maria Luís Albuquerque, nueva ministra de Finanzas de Portugal

La anterior secretaria de Estado del Tesoro luso sustituye en el cargo a Vitor Gaspar, el artífice de las políticas de austeridad aplicadas en los dos últimos años en Portugal, que presentó hoy su renuncia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La secretaria de Estado del Tesoro luso Maria Luís Albuquerque ha sido nombrada ministra de Finanzas de Portugal en sustitución de Vitor Gaspar, que presentó hoy su renuncia. La presidencia de la República lusa informó de que este mismo martes será la toma de posesión de Albuquerque, de 46 años y responsable hasta ahora de las emisiones de deuda soberana lusa y del proceso de vuelta a los mercados financieros que debe realizar este mismo año Portugal. Gaspar, que según la jefatura del Estado abandona el Gobierno por decisión propia, fue el artífice de las políticas de austeridad aplicadas en los dos últimos años en Portugal y era considerado el miembro más poderoso del Ejecutivo conservador de Pedro Passos Coelho.

El cambio ministerial se produce cuando Portugal prepara nuevas medidas de ajuste, rechazadas por todos los partidos de la oposición, para cumplir los compromisos del rescate financiero concedido hace dos años por la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional. Gaspar, de 52 años y antiguo consultor y funcionario de la Comisión y el Banco Central europeos, fue, junto al propio Passos Coelho, el mayor defensor de la política de recortes presupuestarios aplicada en Portugal desde la llegada al poder de los conservadores, en junio de 2011.

Los sindicatos y la oposición de izquierda, incluido el Partido Socialista (PS) que negoció el rescate antes de perder las elecciones de aquel año y encabeza ahora las encuestas de opinión, le consideraban el principal baluarte de la política económica del Ejecutivo conservador. Gaspar se había convertido en el ministro más impopular del Gobierno y su dimisión fue pedida numerosas veces en debates parlamentarios, manifestaciones y protestas como la huelga general de la semana pasada, la cuarta en los dos años de Passos Coelho en el Ejecutivo.

Su dimisión supone la segunda crisis ministerial del Ejecutivo luso, tras la renuncia, el pasado 4 de abril, del ministro adjunto al primer ministro y responsable de asuntos parlamentarios Miguel Relvas, que dejó el cargo en medio de un escándalo por irregularidades en la obtención de su título universitario.